Yair Rodríguez: Dedicación

Para llegar hasta este punto 'Pantera' ha tenido que trabajar duro cada día .

Yair 'Pantera' Rodríguez en UFC 197 (UFC)

LAS VEGAS, Nevada

El sacrificio que Yair Rodríguez ha llevado a cabo es fundamental para su carrera, sin embargo, para que se vea recompensado, debe ir acompañado de la dedicación, completa e incansable dedicación.

Yair se ha movido y hace el sacrificio de estar donde tiene que estar, exigiéndose en el mejor nivel, consciente que solo ahí podrá crecer lo necesario. Y consciente de la dedicación necesaria para lograrlo.

Para mantenerla al más alto grado posible, la dedicación exige una fortaleza mental sobresaliente. Y es ese el nivel requerido para competir contra los mejores del mundo en cualquier deporte. En las MMA a Yair le ha valido tener la confianza e instinto para acumular y emplear su armamento.

Esas espectaculares patadas que Yair gusta intentar y para las cuales tiene el talento y habilidades naturales, son producto de la dedicación. Disciplinada dedicación. Yair debe convertir su cuerpo en una máquina que automáticamente sepa qué hacer. Una que instintivamente reaccione y responda inmediatamente a su mente.

La dedicación que Yair y su equipo lleven a cabo cada día es la que pulirá su estilo, la que le permitirá hacer dentro del Octágono lo que hace diario en los entrenamientos. La que será su escudo y respaldo. La que lo mantendrá activo cuando el cansancio llegue, cuando los golpes del oponente hieran, cuando los suyos fallen. Gracias a esa dedicación, Yair se mantendrá tranquilo, sabrá qué hacer, se impondrá.

Y es que dedicarse significa brindar el tiempo a un fin, consagrarse a un objetivo. Entregarse. Yair lo hace. Así hemos visto mejorar su parado y su precisión, por ejemplo, desde su pelea contra Chimmy Morales, con la cual ganó The Ultimate Fighter, a su impresionante nocaut sobre Andre Fili en UFC 197. No solo lanza patadas espectaculares, las lanza en momentos precisos y con mayor oportunidad de tocar a su rival.

La dedicación que hoy está poniendo incansablemente lo hará un mejor peleador y cada ocasión cuando tenga oportunidad de ponerse a prueba contra otro oponente, como hará contra Álex Cáceres el 6 de agosto en el evento estelar de UFC Fight Night Salt Lake City, Yair podrá levantar los brazos al final, pues se habrá empleado a fondo no solo esa noche, sino todos los días de su vida.

En la siguiente y última entrega hablaremos del esfuerzo de Pantera, ese empujón final, cómo lo hace, con quiénes, y lo que significa en su desarrollo como peleador.