Kelvin Gastelum, con su futuro en juego

La oportunidad para buscar el cetro del estadunidense Johny Hendricks pasa por Jake Ellenberger, a quien enfrentará en la Ciudad de México en UFC 180

Jake Ellenberger vs. Kelvin Gastelum
Jake Ellenberger vs. Kelvin Gastelum (Carlos Contreras Legaspi)

Ciudad de México

El sonorense Kelvin Gastelum quiere el título del estadunidense Johny Hendricks, pero antes de pensar en esa oportunidad mundialista tiene que quitar del camino al que considera el rival más complicado de su carrera, el experimentado Jake Ellenberger.

En una pelea programada a tres rounds, el luchador mexicano - de 23 años y 10 peleas profesionales - buscará someter a base de su estilo a Juggernaut, miembro del equipo Reign Training Center Kings MMA, cuna de algunos de los mejores exponentes.

"Merezco estar dentro del top 10 para pedir buenas peleas. Esta pelea es enorme para mí, pues es ante mi gente y me ayudará a medir qué tanto falta para llegar al título", señaló el invicto.

Ellenberger viene de dos derrotas consecutivas, por lo que MiniCaín representa la llave para volver a retomar el ritmo perdido.

"Son dos derrotas al hilo, pero no se debe dejar influenciar por eso. Esto será como un nuevo comienzo. Jake se ha preparado para esta pelea y no debe de estar pensando en las peleas que perdió, esas están en el pasado", comentó Edmond Tarverdyan, coach del estadunidense que tiene una foja de 29 victorias, 18 por nocaut y ocho derrotas.

Gastelum aseguró que el hecho de que su rival en turno lo supere en experiencia no será factor, pues se ha preparado de manera impecable junto a su equipo de trabajo, Yuma United Mixed Martial Arts.

"Es la pelea más grande de mi vida y voy contra un rival que no lo dejará fácil. Nadie quiere perder por tercera vez consecutiva, por lo que espero que Jake sea peligroso, quiero enfrentarme a su mejor versión", puntualizó.

Por su parte, Ellenberger declaró no llegar para nada confiado al duelo, y aunque bromeó desconocer si su rival luchaba, aseguró que Gastellum "está en esa posición por una razón, es un chico duro, pero no importa la forma en la que me vaya a pelear".