En duda la continuidad del Tiburón

Alberto Castellanos, presidente de UdeG, aún no sabe si el Tiburón seguirá como entrenador, y definió esta temporada como la peor desde su gestión.


Joel Sánchez, director técnico de Leones Negros.
Joel Sánchez, director técnico de Leones Negros. (Mexsport)

Guadalajara

La eliminación del Clausura 2017 dejó en entredicho el futuro de Joel Sánchez en la dirección técnica. En Leones Negros ya analizan si el Tiburón seguirá para el próximo torneo y será hasta las próximas semanas cuando decidan si le brindan la oportunidad o le darán las gracias, pues además termina su contrato.

Alberto Castellanos, presidente de Universidad de Guadalajara, señaló que revisarán el informe que les presente el todavía entrenador del equipo, y a partir de ahí, la directiva comenzará con su evaluación para determinar la situación. Inclusive, el propio directivo informó que hasta él corre el riesgo de no continuar, pues también será evaluado por Tonatiuh Bravo Padilla, rector general de la UdeG.

“No lo sé (si seguirá Joel Sánchez), tuvimos una reunión en La Primavera en donde se les dio la información del periodo vacacional (a los jugadores), tendrán un mes, regresan el 15 de mayo, veremos todo este mes con cuáles jugadores nos quedamos, quiénes salen del plantel. Vamos a reunirnos con Joel en los próximos días para que nos presente su informe, nosotros mismos estaremos haciendo evaluación, a partir de ahí tendremos que decidir si damos continuidad a Joel o en determinado momento traemos a otro cuerpo técnico. Siempre he pensado que darle continuidad a un proceso es bueno pero tenemos que evaluar, a lo mejor nunca me había enfrentado a una situación en donde tengamos un año con dos torneos sin estar en Liguilla, tienes que profundizar más en la evaluación, y a partir de ahí tomar la mejor decisión para todo el club. No solo es evaluar lo que se hace con el primer equipo, evaluar las dos Segundas Divisiones, la Tercera, toda la estructura de futbol de la organización, el tema de Leonas Negras, cada una de las áreas del patronato, cómo estamos funcionando, y también esperar lo que decide el rector general, si sigo yo también al frente de este proyecto, si hay cambios en el mismo, esas cosas también se verán. Todos estamos expuestos a la evolución y las autoridades universitarias tendrán que tomar la decisión pertinente en cuanto a nosotros”.

Lo que el Cone aceptó con todas sus letras es que el torneo con Sánchez fue un fracaso, pues el equipo estaba acostumbrado a pelear las Liguillas y ser animador del torneo, por lo que señaló que esta temporada ha sido la peor desde que es presidente de Leones Negros, cuando arrancó funciones en junio de 2012, sin contar el año del regreso a Primera División, cuando Raúl Padilla tomó el mando en la temporada 2014-2015.   

“Al final de cuentas es un fracaso lo que tiene que ver con los resultados del equipo, porque no pudimos conseguir la clasificación en ninguno de los dos torneos. Esta temporada es la peor que ha tenido el club desde que yo llego a presidir este club, en cinco años es la peor temporada que hemos tenido, es una realidad, no lo podemos ocultar. Sin embargo, hay muchas cosas que pudiéramos rescatar, porque hay que ser realistas, no tuvimos este año el equipo que tuvimos el año pasado, hubo una reducción importante en la nómina, se fueron muchos jugadores importantes, decidimos jugárnosla con los jóvenes, y en ese sentido hay situaciones positivas, un año en el que avanzamos con el proceso de los chavos, en el partido del sábado jugamos con cinco muchachos que el año pasado fueron campeones en Tercera División, y eso es digno también de rescatarse, y no es cosa menor que un técnico acepte esas condiciones para dirigir, lo normal es que un DT venga y diga ‘yo dirijo, pero necesito que traigas a fulano y zutano, que me armes un equipo, no voy a jugar con chavos que apenas se forman’, en ese sentido a pesar de los resultados, hay cosas rescatables”.

GPE