Feliciano y Marc López, entre el desierto y la playa

Los tenistas españoles disfrutaron de un paseo en camello en Los Cabos, una experiencia diferente para ambos tenistas

Feliciano y Marc López en camellos
Feliciano y Marc López en camellos (@AbiertoLosCabos)

Enviado, Los Cabos, BCS

La región de Los Cabos en Baja California Sur ofrece el contraste entre desierto y playa al mismo tiempo, y de ambas condiciones disfrutaron los tenistas españoles Feliciano y Marc López, en un transporte de lujo, unos camellos que les ofrecieron una experiencia inolvidable.

Feli, subcampeón del año pasado y quien se ha convertido en la imagen del Abierto de Los Cabos, llegó temprano al lugar de la cita.

Primero saludó a Luis, un camello de 17 años, quien le dio un beso en la mejilla, después, el ibérico se animó a darle una zanahoria, y luego otra, lo que provocó las risas del jugador, “se ve que come”, bromeó; después de tomarse las fotografías con el camello, fue el momento de subirse en ellos.

Primero, los dos López y sus acompañantes dejaron las gorras y las sandalias, escucharon las indicaciones, y llegó las transformación, con unos turbantes que provocaron las risas.

Feliciano sacó el celular, y grabó videos de la experiencia; tras completar un tramo en el desierto, los jugadores y los camellos se dirigieron a la playa, para tener el contraste de los tipos de suelo, presentes en el mismo lugar.

“Fue muy divertido, no me lo esperaba, el lunes me proponían levantarme temprano para ir a hacer una actividad en la playa con unos camellos y no me imaginaba que fuera tan bonito, y que hubiera estos animales en México, es una sorpresa”, reconoció Feliciano.

Tras algo más de media hora de paseo, los jugadores se despidieron de los animales, que en todo momento se comportaron a la altura y no provocaron sobresaltos en los jugadores, cercanos a debutar en el certamen. “Me encantó, es la primera vez que me subí a un camello, nos contaron sus características, y lo disfruté bastante; me tocó el más alto, yo soy el más bajito del grupo, es una experiencia inolvidable, cuando haces una cosa de este tipo siempre es especial”, afirmó Marc.

Feli lució tranquilo, es una habitual en los torneos en el país, y se siente cómodo en este tipo de actividades.

“Me siento muy feliz de estar en México, es un placer jugar aquí, este torneo estoy convencido que será un gran certamen, y están trabajando para ello”.

Por su parte, Marc no participó en la primera edición del Abierto de Los Cabos por estar en los Olímpicos de Río de Janeiro, donde consiguió la medalla de oro en el dobles varonil, con Rafael Nadal como compañero, pero aseguró que uno de los objetivos esta temporada era disputar este certamen, en el que hará pareja con su compatriota David Marrero.

“El año pasado quería venir, lo que pasa es que tuve que ir a los Olímpicos, pero el de Los Cabos era un torneo que no me quería perder, y ahora como podía viajar no lo pensé dos veces, porque es un torneo muy especial y tienes que visitar este lugar”, concluyó.