David Ferrer, eliminado del Abierto Mexicano de Tenis

El español cayó en la segunda ronda en Acapulco ante el ucraniano Alexandr Dolgopolov y no podrá llegar a cinco títulos en el torneo

ACAPULCO

El quinto título tendrá que esperar. David Ferrer deberá aguardar por otra edición del Abierto Mexicano para quedar en solitario como el máximo ganador del torneo, al quedar eliminado en la segunda ronda por el ucraniano Alexandr Dolgopolov por 6-4 y 6-4.

Una imagen resumió lo sucedido con el español. A punto de servir, enfrentando un break en contra en el segundo set, la pelota se le escapó de la mano y prefirió que uno de los atajadores la recogiera, a él se le agotaban las energías.

"Perdí porque el contrario fue mejor, no hay excusa, es lo que hay y ya está, no vamos a entrar en valoraciones, fue porque no hice un buen partido y él estuvo más acertado; esta gira no he hecho un buen tenis y no estoy jugando a mi mejor nivel, pero voy a seguir trabajando para recuperarlo".

Desde el martes, el de Jávea había mostrado su molestia por jugar a las cuatro de la tarde, y lucía agotado tras el partido ante John Millman, después de aterrizar el domingo desde Río de Janeiro.

4 VECES Ferrer ha quedado eliminado en la segunda ronda del Abierto Mexicano, pero no le ocurría desde la edición 2005.

"Es para los dos, no voy a justificar la derrota por el horario, la organización decidió que el número uno iba a jugar de día; si ellos lo vieron bien, no tengo nada más que decir, Dolgopolov fue mejor que yo", resumió.

En la cancha todo eso se plasmó. Aunque inició el encuentro con un rompimiento a favor, de inmediato cedió su servicio para el 2-2.

En ese momento Dolgopolov se dio cuenta que Ferrer no era el de siempre, fue más agresivo, recortó la cancha, y sobre todo apeló a la velocidad.

En el séptimo game, el campeón defensor enfrentó un triple break, se repuso y con una buena derecha ganó el juego, apareció el grito de 'Vamos', pero esta vez no podía apelar a su mejor recurso, el de pelear por cada bola como si fuera la última, la fatiga era notable.

Tras una doble falta de David, Dolgopolov tuvo otra oportunidad de rompimiento en el noveno juego, la aprovechó con una buena derecha paralela, y luego con su saque ganó el punto para set en la red. En 42 minutos le había robado un episodio al primer sembrado.

El segundo capítulo siguió un guión similar. Ferrer cometió un par de errores no forzados, antes de ganar el primer game y repetir el grito de 'Vamos'.

Pero Alexandr era más rápido, y el ibérico volvía a enfrentar el problema del primer partido en este torneo, el de la imprecisión con el saque.

La segunda manga llegó igualada a 3-3, pero ahí vino el momento definitivo. El León enfrentaba un break en contra y la gente se volcó para apoyarlo, y tratar de impedir que el campeón abandonara tan pronto, la pelota se le escapó antes de servir, y el ucraniano con otra buena derecha concretó el quiebre.

"A veces se juega bien, a veces mal, hoy fallé más de lo normal y él jugó un buen partido"

David Ferrer
Tenita español

Tres games más tarde era el turno de Dolgopolov de cerrar el partido, con el público en contra y un rival sólido enfrente, no era labor sencilla. Con triple match point conectó una derecha que el juez marcó dentro, pero la repetición le dio vida a Ferrer, quien salvó los otros dos.

Pero el siguiente ya fue imposible, las piernas ya no le dieron. Se fue el campeón del Abierto Mexicano, y por ahora, no puede escapar de Muster.

"Voy a casa y estoy en una interrogante sobre jugar Indian Wells o no, porque he viajado y jugado mucho, y hay veces en la vida que necesitas parar, no todo es tenis, quiero disfrutar de lo que me he ganado".