Wimbledon: Los objetivos de Federer y Serena por la historia

El suizo que cumplirá 34 años en agosto, perdió la final del año pasado ante Novak Djokovic la estadunidense acaba de ganar Roland Garros 

Roger Federer y Serena Williams
Roger Federer y Serena Williams (Reuters )

LONDRES, Inglaterra

Minutos después de ser eliminado en cuartos de final en Roland Garros, se le preguntó a Roger Federer si era muy pronto para pensar en Wimbledon.

"No", respondió el suizo. "Nunca es demasiado pronto".

"Ya pienso en lo que haré los próximos días, porque Wimbledon es una de las grandes metas de la temporada", señaló. "Ahí es donde quiero jugar mejor".

Y generalmente lo hace.

Federer tiene siete títulos sobre el césped de All England Club, parte de su cosecha histórica de 17 Grand Slams. Pero no ha ganado uno más desde Wimbledon en 2012.

El suizo que cumplirá 34 años en agosto, perdió la final del año pasado ante Novak Djokovic, y sabe bien que el mejor lugar para agregar un trofeo a su colección de Grand Slams está en Wimbledon. Es capaz de ser casi tan peligroso como siempre, especialmente con una postura más agresiva y enfocada hacia la red, adoptada por su entrenador, Stefan Edberg.

Un puñado de hombres puede ser considerado entre los favoritos — por supuesto, Djokovic, número uno del mundo, y Andy Murray, campeón de 2013 — y Federer se coloca entre los contendientes.

"Quiero ganarlo", dijo Federer de Wimbledon, "y creo que mi juego está bien. Ha sido sólido y positivo, y quiero mantener ese paso".

NADAL NO 'ESTÁ BIEN'

Para alguien que ha ganado dos veces Wimbledon y tiene 14 trofeos de Grand Slam, Rafael Nadal no luce preparado para ser protagonista de las últimas rondas. Su ranking como número 10 es el peor en una década y perdió en el primer juego en el torneo de Queens, que funciona como preparación a Wimbledon.

"Hay algo que no luce del todo bien", dijo John McEnroe, ganador de siete Grand Slams y analista de ESPN. "Pero no sé qué es".

¿QUIÉN PUEDE FRENAR A SERENA?

Serena Williams buscará su cuarto torneo de Grand Slam consecutivo y tercero en lo que va del año. ¿Alguien puede detenerla? No ha avanzado más allá de la cuarta ronda en All England Club desde 2012, así que eso le da esperanza a sus rivales. Maria Sharapova, cuyo primer Grand Slam se dio en 2004 en Wimbledon, sabe que puede tener éxito en césped, pero ha pasado mucho tiempo. Sabine Lisicki es peligrosa sobre pasto — conectó 27 aces en un partido reciente — pero no tiene mucha experiencia jugando en la segunda semana de un Grand Slam. Petra Kvitova ganó su segundo trofeo de Wimbledon hace un año, pero no jugó su habitual torneo de preparación debido a una enfermedad.