Santiago González, a la final de dobles en Acapulco

La dupla mexico-polaca quebró en el segundo juego del primer set y administró esa ventaja hasta el noveno game, cuando arriba 5-3, Santiago sirvió para el capítulo y lo resolvió con un revés cerca de la red

Santiago González y Mariusz Fyrstenberg celebran su pase a la final del AMT
Santiago González y Mariusz Fyrstenberg celebran su pase a la final del AMT (Iván López )

ACAPULCO

Santiago González se convirtió en el primer mexicano en 17 años en llegar a una de las finales del Abierto Mexicano de Tenis al conseguir el pase al duelo decisivo de dobles varonil al lado del polaco Mariusz Fyrstenberg, después de vencer en dos sets a la dupla del dominicano Víctor Estrella-Burgos y el bielorruso Max Mirnyi 6-3 y 7-6. 

Como cuento de hadas el juego decisivo, tanto en el primer episodio como en el segundo quedó en manos del mexicano, quien en el capítulo inicial lo resolvió con una dejadita en la red, y en el siguiente aprovechó un error de Mirnyi en el tie-break. 

El último nacional en una de las finales del Abierto Mexicano había sido David Roditi, quien alcanzó la instancia decisiva en 1998 junto al argentino Daniel Orsanic, también en el dobles varonil, solo para caer ante el checo Jiri Novak y su compatriota David Rikl. 

El último título de un nacional fue en 1995, cuando Leonardo Lavalle, junto al argentino Javier Frana se impuso a al alemán Marc-Kevin Goellner y al italiano Diego Nargiso. 

En la final, Gallardo y Fyrstenberg se medirán con  la pareja número uno en la siembra, la del brasileño Marcelo Melo y el croata Ivan Dodig, que venció a la de los colombianos Juan Sebastián Cabl y Roberto Farah en dos mangas y súper tie-break: 4-6, 7-6 y 10-4.

La baja de Maria Sharapova antes de la jornada provocó que el duelo de semifinales del dobles varonil se trasladara a la cancha central, lo que provocó que la gente llenara el inmueble, solo para apoyar a Santiago y a su compañero.
 
La dupla mexico-polaca quebró en el segundo juego del primer set y administró esa ventaja hasta el noveno game, cuando arriba 5-3, Santiago sirvió para el capítulo y lo resolvió con un revés cerca de la red. 

En el segundo nadie pudo quebrar el saque, a pesar de que los favoritos del público tuvieron una oportunidad ante Mirnyi en el noveno juego. La historia llegó hasta el tie-break, donde González y Fyrstenberg dominaron para llevárselo con un error del bielorruso.