Li Na, fuera de Roland Garros

La francesa Kristina Mladenovic derrotó a la china 7-5, 3-6 y 6-1 en la primera ronda del certamen

Li Na quedó fuera de Roland Garros
Li Na quedó fuera de Roland Garros (Reuters )

París, Francia

Otro día más en la arcilla del Abierto de Francia, y otro campeón reinante del Abierto de Australia que se va eliminado.

Li Na perdió en su primer partido de un Grand Slam, desde que obtuvo el título en Melbourne al caer por 7-5, 3-6 y 6-1 ante la francesa Kristina Mladenovic. Un día antes, Stanislas Wawrinka perdió el lunes en su juego de primera ronda.

La china ganó el Abierto de Francia de 2011 y era la segunda preclasificada este año, pero acabó con 37 errores no forzados en un frío y nublado día en Roland Garros. Mladenovic contabilizó solamente 25 errores.

"Nadie dice que si eres la número dos del mundo tienes que ganar todos los partidos, quiero decir, esto es tenis", dijo Li. "Creo que no importa quién jugó contra mí este día, habría perdido de todos modos, porque no creo que ella me haya puesto demasiada presión, sólo creo que lo dejé ir".

En 2011, Li se convirtió en la primera jugadora china en ganar un título de Grand Slam, pero el martes dijo que sentía que no era ella.

"No creo estar haciendo bien las cosas. Pensé que aún podía ganar el partido aunque no fuera mi mejor día", comentó la china. "Pero creo que hoy no me esforcé demasiado".

El lunes, Wawrinka perdió con el número 41 del ranking, el español Guillermo García López, por 6-4, 5-7, 6-2 y 6-0.

Esta es la primera ocasión en la que ambos campeones del Abierto de Australia pierden en la primera ronda del Roland Garros. El último ganador del Abierto australiano en damas en perder en París durante la jornada inaugural fue Lindsay Davenport en 2000.

Previamente, Simona Halep, cuarta preclasificada, logró colarse a la segunda ronda, mientras la veterana japonesa Kimiko Date-Krumm no lo consiguió.

Halep ganó 11 games consecutivos al comienzo para imponerse a la rusa Alisa Kleybanova por 6-0 y 6-2.

La rumana de 22 años nunca había alcanzado la segunda ronda del Roland Garros, pero entró al torneo major de arcilla como una de las favoritas luego de alcanzar los cuartos de final en el Abierto de Australia.