Federer y Djokovic en una nueva final

El Suizo venció 6-4 y 7-6(6) a Andy Murray, y se enfrentará al serbio Novak Djokovic en la final 

Victoria de Roger Federer sobre Andy Murray en la semifinal de Cincinnati
Victoria de Roger Federer sobre Andy Murray en la semifinal de Cincinnati (AFP)

CINCINNATI, Estados Unidos

El suizo Roger Federer amplió su racha victoriosa ante el británico Andy Murray (6-4 y 7-6(6)) y se aferró al trono del Masters 1000 de Cincinnati que obtuvo por sexta ocasión el pasado año y que defenderá ante el número uno del mundo, el serbio Novak Djokovic.

Federer sumó en la competición su 41 victoria. Aspira ahora a su vigésimo cuarto título Masters 1000.

Murray padeció una nueva frustración en los cara a cara ante el helvético. No pudo remontar el escocés. Tal y como consiguió ante el búlgaro Grigor Dimitrov o el francés Richard Gasquet. Federer le mantuvo a raya.

Hace tiempo que al tenista británico, flamante ganador del Masters 1000 de Canadá, en Montreal, se le atragantan los duelos particulares contra Federer. La derrota encajada este sábado acentúa el balance negativo del escocés contra el suizo. 14 frente a 11 para Roger, que ha sido más fuerte en los cinco últimos. Murray no supera a su rival desde la semifinal del Abierto de Australia del 2013.

Tampoco pudo en Cincinnati, que el británico se ha apuntado en dos ocasiones, en el 2008 y el 2011. Ganador este año en Canadá y Madrid y en los torneos de Queens y Múnich, acusó el esfuerzo y fue superado por un adversario más fresco de piernas, que tardó una hora y 37 minutos en solventar el partido.

Federer se amparó en su saque para sacar adelante el partido. No lo cedió en ningún momento del partido. La única rotura del duelo proporcionó el primer set al helvético. El desenlace final fue en el desempate, donde el vigente campeón se mostró más firme.

Roger Federer aspira a su séptima corona en Cincinnati (2005, 2007, 2009, 2010, 2012 y 2014). Finalista este año en Wimbledon, y los Masters 1000 Roma e Indian Wells pretende que la competición de Ohio se sume a los éxitos en Halle, Estambul, Dubai y Brisbane, los logros del 2015.

Enfrente tendrá el domingo al número uno del mundo, el serbio Novak Djokovic, que salió airoso del apuro al que le sometió su adversario, el ucraniano Aleksandr Dolgopolov y, a pesar de dejarse un set en el camino (4-6, 7-6(5) y 6-2), regresó a la final del Masters 1000 de Cincinnati, que se le resiste en su historial.

Difícilmente Dolgopolov tenga una ocasión tan evidente para batir al número uno y para enfilar la conquista de un Masters 1000. El ucraniano, que dejó en evidencia a Tomas Berdych en el duelo de cuartos, estuvo a dos puntos del triunfo, saque en mano. No pudo con la presión y permitió la resurrección del balcánico.

Djokovic llega por cuarta vez en su carrera a la final de Cincinnati. Un torneo que aún no ha podido ganar. Estuvo cerca en el 2009, en el 2011 y en el 2012. Pero Roger Federer en dos de ellas y Andy Murray en la del 2011 impidieron el triunfo.

El serbio y el suizo se verán las caras otra vez en este escenario, que deshará el equilibrio que ambos presentan en sus duelos particulares. Veinte victorias para cada uno en los cuarenta partidos que han disputado. Los tres últimos fueron para Djokovic. Federer no se impone al balcánico desde la final de Dubai este curso.