triple impacto en la capital