“A Vela lo estimo muchísimo”: Carlos Salcido

El jugador dice que nunca ha puesto reglas en un equipo como para que, en rumores, lo señalen de ser el responsable de que el delantero de la Real Sociedad no acudiera a los llamados de la selección nacional por tres años

Carlos Salcido y Carlos Vela, durante un entrenamiento del Tri en 2010
Carlos Salcido y Carlos Vela, durante un entrenamiento del Tri en 2010 (Mexsport)

Ciudad de México

Las pláticas con Carlos Salcido siempre mutan en varios tonos; quizá, por la personalidad del futbolista: franca, nunca parca, y siempre con toques de humor. Por eso, con él no faltan las bromas, pero también marca muy bien los tiempos para ponerse serio.

Varios temas ameritan su análisis. Como el hecho de que Chivas esté peleando por no descender o la razón para decirle adiós a la selección; incluso, con los rumores del por qué de las negativas de Carlos Vela a las convocatorias de selección mexicana.

"Sí, le dije adiós a la selección, fueron años muy padres, pero tengo 34 años y como nunca me ha gustado la banca, sé que si seguía tendría varios partidos en la banca, pero no me gusta, prefiero hacerme a una lado; viene una generación muy buena, y me alegra ver que han madurado, tienen un gran entrenador, una buena base, y viene un gran proceso", dice antes de adentrarse en otro tema del cuadro nacional, que lleva un poco más de morbo.

Algunos han señalado a Salcido como el responsable de que Vela no haya querido vestir la playera verde, pues volvió justo cuando el defensor se retiró de selección. Dichas versiones apuntan a que todo surgió por la famosa fiesta en Monterrey, en la que Carlos habría acusado a su compañero como uno de los principales organizadores.

"Me da risa, es la realidad, me retiro de selección, y siempre he dicho que ya no quiero hablar de selección", apunta con una sonrisa. Luego prosigue con seriedad: "sí he escuchado esos rumores, que Carlos Vela no venía por mi culpa, que me lo quería agarrar a golpes, que lo tenía amenazado. Al tema, mucha gente le ha dado vueltas, no sé si sepan las razones o no, a lo mejor quieren atinarle a ver cuál pega".

Su respuesta no termina, pues explica que "a todos mis compañeros de selección los puedo ver a los ojos, soy una persona que va de frente, seria, y de Carlitos Vela te puedo decir maravillas, quisiera que dijera algo, hay muchos técnicos que han ido a verlo para preguntarle qué pasa, por qué los técnicos no dicen lo que hablan con él".

Apenas respira y agrega que, "nunca me he sentido más dentro de la selección, ni en un trabajo, ni en un equipo como para poner alguna regla. A Carlos lo estimo muchísimo, conviví con él estando en Europa. Son de mi gente, lo demás, estoy acostumbrado a lo que la gente diga; ya se me hizo callo, yo estoy contento con los años que estuve en selección, y la gente que me conoce sabe que cualquier cosa siempre voy de frente".

"OFREZCO UNA DISCULPA"

Chivas recuperó a últimas fechas una de sus versiones más reconocibles. La llegada de José Manuel de la Torre al timón le dio al equipo orden y buen futbol en algunos lapsos, aunque muchas veces, no alcanzaba para sacar el resultado.

Entre toda la maraña de cosas negativas, el defensor agradece el apoyo de los verdaderos aficionados, aquellos a los que no han podido responderles al cien por ciento.

"Simplemente agradezco a la gente el apoyo que nos brinda, los necesitamos bastante nosotros, es la verdad, y así como les doy las gracias, también les ofrezco una disculpa por no brindarles una satisfacción, que es lo que quieren".

Al ser cuestionado cómo ha notado el apoyo de los seguidores, explica que, "conozco muy bien los momentos, cuando se está muy bien hay gente, hasta de otros equipos, que te apoya. Los que tienen ese amor a la camiseta y ese apoyo, siempre están ahí. Los que no son tan Chivas, son los que a lo mejor tiran de más, a veces dice muchísimas cosas, lo he vivido en tres o cuatros equipos, y sé cómo es esto".

No es fácil ver a un equipo de tal jerarquía comerse las uñas por estos temas, "pero soy una persona a la que siempre le han gustado los retos, mucha gente acá dice que es el callar bocas; el callar todo esto, pero en realidad no estamos para callar bocas o para estas cosas, simplemente para darle su lugar a una institución que se merece siempre lo mejor, que debe estar peleando, protagonista de todos los torneos".

Por supuesto, "el equipo es conscientes de lo que nos espera el torneo que viene, que es el decisivo; estamos involucrados con tres o cuatro equipos, y tanto ellos como nosotros siempre vamos a tener esto en la cabeza, el tema del descenso, el tema de las preocupaciones, no lo podemos hacer a un lado, es la verdad. El torneo pasado terminamos jugándolo un poco mejor, aunque no lo acompañamos con los resultados".

A Salcido se le pregunta qué es lo que le ha dado el 'Chepo' a este equipo, y cuál es la idea que busca en los jugadores: "lo conozco bien, lo he tenido en varias etapas de Chivas, en selección. Es un entrenador exigente, le gusta el orden en todos los sentidos, y eso nos viene bien, creo que se ha notado en los últimos partidos el cambio del equipo, que es bueno, le vino a inyectar esa idea diferente".

-Dices que no se trata de callar bocas, ¿cuál es el sentimiento entonces?

"Duele el ver a la institución así, duele ver a mucha gente preocupada, duele que a lo mejor no le puedas dar una gran satisfacción a la gente, duele escuchar muchísimas cosas. Hay momentos buenos y malos, tienes que sacar de tu cabeza esa presión o esas cosas que a veces te pueden dañar para realizar tu mejor trabajo dentro del terreno de juego; duelen muchísimas cosas, pero nada en esta vida es fácil. Si queremos salir de donde estamos, nos va a costar muchísimo".

De vez en cuando deja la vista fija en el suelo, pero en cuanto quiere sacar un chispazo de humor, cambia el semblante de inmediato. "Me siento cada vez más viejito", asegura, aunque "me ha acompañado el no estar lesionado tanto tiempo. El torneo anterior sí me lastimé y mira las cosas. Tendré partidos buenos o malos, pero siempre lo disfruto, y quiero estar en mejor condición, quiero llegar en mejor nivel para brindar mi granito de arena, quiero ser parte de esos momentos buenos, que se que van a venir".

En cada paso que ha dado en su carrera, ha demostrado temple y entrega, lo hizo en Chivas, con selección y sobresalió cuando estuvo en Europa. Y como en todo, ha vivido episodios críticos, en los que hay que dar el extra para no caerse, uno de ellos, el actual que vive con el Rebaño.

"Mi presente es hacer que esto empiece a fluir y a realmente darle satisfacciones a nuestra gente, que regrese ese ánimo y esa confianza del equipo, que los más jóvenes empiecen a disfrutar todo esto, porque les ha tocado a ellos dos, tres años difíciles y todos somos conscientes. Debemos trabajar, ser positivos, tener la cabeza en alto, ponerle el pecho a las balas, y esto es así", finaliza.