Los jugadores respaldaron al Piojo

La plantilla mexicana que encaró el certamen de la Copa Oro, respaldó al 'Piojo'; los futbolistas se mostraron felices por la obtención del séptimo campeonato de CONCACAF del Tri

Miguel Herrera durante el duelo frente a Jamaica
Miguel Herrera durante el duelo frente a Jamaica (AFP )

FILADELFIA, Estados Unidos

Aún se le escuchaba la voz ronca, producto de la euforia, de los gritos de la batalla y del festejo. Sin embargo, cuando tocó el turno de acudir a la conferencia de prensa, Miguel Herrera se mostró tranquilo, sereno en sus palabras y sin aspavientos por la obtención de la Copa Oro.

Las críticas hacia su persona fueron tema, y cuando se le cuestionó si ahora con este título confirma que no quiere dejar la dirección técnica del Tricolor, contestó que, "no la confirmo yo, lo confirman los muchachos que están metidos con lo que trabajo dentro de la cancha". 

Enseguida, el Piojo hizo énfasis en que les costó mucho coronarse, que los rivales fueron duros, y por ellos destaca el trabajo de su equipo.

"Nuestra área es cada día más cerrada. Estoy contento por el éxito de los jugadores y ellos nos arrastraron al resultado. Se dio redondo el juego".

Por supuesto, Herrera prefiere hacer un balance con la cabeza fría. Está feliz por coronarse, pero también tiene claro que hay detalles que no se hicieron bien.
"Hay que analizar todo el juego, no te puede ganar la euforia, para hacer el análisis. Entregar el reporte, estoy tranquilo, y la única reflexión que nos queda es la entrega y determinación de los muchachos".

Además, aún falta un escalón más. El práximo 9 de octubre tendrán que pelear el boleto para la Copa Confederaciones con Estados Unidos, el campeón de la edición pasada.

"Somos conscientes de que en octubre hay un partido, y luego empiezan las eliminatorias. Lo que se consiguió hoy, significa el esfuerzo de los muchachos, hoy jugaron muy bien, comn gramn dominio de la pelota, contra un equipo que juega muy bien, el equipo se fue acentando. Contentos, pero concientes que falta un paso más".

En cuanto a los señalamientos por el exceso de comerciales que grabó, Miguel detalló que hubo una novedad con los patrocinadores, que esta vez no podían a los futbolistas.

"Empezaron a decir que fuera yo, pero todo el tiempo estuvimos trabajando, platicamos con directivos, estabamos en la Liga. Hasta para mi fue raro que me hablaran".