El comerciante que le 'robó' a México

Durante la Copa América de 1997, mexicanos y bolivianos se midieron en la fase de semifinales. Con un polémico arbitraje, el partido tomó rumbo definitivo para uno de los dos equipos; hoy ambos cuadros se vuelven a enfrentar pero ahora en partido amistoso

El árbitro paraguayo, Epifanio González perjudicó al Tri en un duelo contra Bolivia válido por la Copa América de 1997
El árbitro paraguayo, Epifanio González perjudicó al Tri en un duelo contra Bolivia válido por la Copa América de 1997 (Especial )

Ciudad de México

Un año antes de enfrentar el Mundial de Francia 1998, la selección mexicana se enfrentó a Bolivia en las semifinales de la Copa América 1997, donde un polémico arbitraje marcó el destino del partido.

El combinado mexicano, que era dirigido por Bora Milutinovic, llegó a Bolivia, nación donde se realizaría el certamen organizado por Conmebol. El Tri estaba conformado por nombres como: Luis Hernández, Claudio Suárez, Adolfo Ríos, Joel 'Tiburón' Sánchez y Nicolás Ramírez.

México tuvo un buen paso en el torneo. En fase de grupos, venció a Colombia, empató con Costa Rica y, a pesar de que tuvo al Brasil de Ronaldo y Romario perdiendo 0-2 en el primer tiempo, el cuadro mexicano perdió 3-2 ese juego; ya en fase de eliminación directa, en cuartos de final, México luchó con un combativo Ecuador. El cuadro azteca necesitó de penales (4-3) para despachar al cuadro sudamericano y así instalarse en semifinales en contra del anfitrión.

Bolivia, por su parte, llegaba con su mejor selección en su historia y venía con la inercia de haber jugado su único mundial (Estados Unidos 1994). La 'verde' se instaló en 'semis', después de superar a Venezuela, Perú y Uruguay en fase de grupos y eliminar a Colombia en la ronda de los mejores ocho.

El paraguayo Epifanio González, comerciante de oficio, fue el árbitro del partido. Antes del cotejo, en la fase de grupos, se le había acusado de pitar en favor de la selección brasileña, pero la ola de críticas se acentuarían en ese juego entre mexicanos y bolivianos.

"La menos culpable es la selección de Bolivia. Hay una jugada, donde íbamos ganando 1-0, y le hacen un penal clarísimo a Luis Hernández donde Epifanio no lo marca, fue flagrante y eso nos hubiera puesto con el 2-0 adelante. El equipo (México) hizo un buen partido pero no pudimos ganar, tristemente manchado por la actuación de los árbitros", recuerda en entrevista Adolfo Ríos, portero mexicano que jugó aquella semifinal.

El partido terminó 3-1 en favor de los bolivianos, donde marcaron Erwin Sánchez, Ramiro Castillo y Jaime Moreno por los sudamericanos, el Tri se había adelantado con anotación de Nicolás Ramírez. Esa victoria de los sudamericanos, es la única en su historia contra la selección mexicana.

"La relación con este señor (el silbante) era con amenazas en todo momento, una prepotencia impresionante y que al parecer ya tenía bien clara su labor. Aún así, no tuvo nada que ver la selección de Bolivia", expresa Ríos que hizo carrera en México con Pumas, Veracruz, Necaxa y América.

Al final de esa Copa América, Bolivia perdería con Brasil y quedaría como subcampeón del certamen; mientras que México vencería por la mínima diferencia a Perú y se adjudicaría el tercer puesto.

Después de 17 años de que un comerciante le 'robara' a México la oportunidad de instalarse en la final de otra Copa América, el Tri y Bolivia se vuelven a ver las caras, solo que ahora será en partido amistoso. El cuadro mexicano lidera el historial con siete victorias, dos empates y una derrota, la de aquella Copa América de 1997.