“Reyes no tiene nada que demostrar”: representante

Aunque Diego no ha logrado ser constante con el Porto, su representante aseguró que analizarán junto al club, si permanece o toman una de las ofertas que le han llegado


Diego Reyes  desciende del autobús que llevó a selección mexicana a su hotel de concentración
Diego Reyes desciende del autobús que llevó a selección mexicana a su hotel de concentración (Mexsport )

CIUDAD DE MÉXICO

No han sido fáciles los últimos dos años para Diego Reyes, pero aun así, el defensa sonríe, se muestra tranquilo ahora en la concentración con selección nacional, con la que disputará la Copa Oro como titular.

En 2013 se marchó como campeón al Viejo Continente (con el América), con la idea de aprender y demostrar en el Porto de Portugal que aunque jugó cuatro torneos, el defensor tuvo que pasar varios partidos en la banca.

 No ha podido consolidarse, y por ello, se pensaría en su salida del Porto. Su representante, Matías Bunge explicó que aunque el zaguero no ha tenido la proyección que esperaban, no le ha ido mal.

“Tampoco es que tuvo tanta inactividad, sí tuvo poca participación, pero siempre estuvo ahí, vamos a analizar con el club para ver cuál es la mejor alternativa, y de ahí decidir si se queda o se va, y de ahí a dónde”, dijo a La Afi­ción.

Fue precisamente el agente quien relató lo difícil que ha resultado la competencia para Diego, misma que también lo ha ayudado a ser mejor, a trabajar el doble para alcanzar los objetivos.

“En Europa siempre se compiten con jugadores de gran calidad, el primer año tenía que competir con Nico Otamendi que es titular en la selección argentina, en el Valencia, y si sale Sergio Ramos puede ser una alternativa para cumplir esa plaza en el Real Madrid”.

Enseguida, dio un ejemplo de la clase de rivales deportivos con los que Reyes ha competido por un puesto, los que lo han tenido sin tantas oportunidades.

“Después tuvo que competir con (Eliaquin) Mangala que fue la venta más cara de un defensa, no solo en el Porto, sino a nivel mundial, se fue al Manchester City. La competencia era mayor y la posibilidad de jugar en un puesto defensivo siempre se complica más. La defensa no entra en el minuto 80, como puede entrar un delantero”.

Al ser cuestionado sobre si la Copa Oro puede ser un trampolín para el defensor, si es que tiene que demostrar ahí su calidad para un mejor futuro, Bunge dejó claro que su trayectoria avala el interés que varios equipos tienen en él. Se habló de la Real Sociedad de España.

 “Diego no tiene que despejar dudas, ni son exámenes en cada partido. El interés que tienen otros equipos de diferentes Ligas por él, es por lo poco o mucho que ha jugado, pero no porque juegue bien o mal una Copa Oro habrá más o menos interés por él”.

Europeos, con futuro incierto

La mayoría de los jugadores que militan en Europa no tienen seguro su futuro. Raúl Jiménez jugó 630 minutos entre la Liga, la Supercopa y la Champions League con el Atlético de Madrid, y en España aseguran que no seguirá como colchonero.

El Granada ha hecho público su interés por el delantero, pero su padre, quien lleva el mismo nombre, señaló que no se adelantarán, y que aún les restan charlas pendientes con directivos para saber si Diego Simeone contempla o no a su hijo.

“Son muchos rumores, y al ­ final de cuentas ahorita Raúl está de vacaciones, muy tranquilo y con la idea de reportarse con el Atlético de Madrid, ahorita todo sería especular. La intención es quedarse en el Atlético, esa es la primera opción, pero si no ya analizaríamos cualquiera de las que esté en puerta”.

Agregó que, “así como ustedes lo saben (lo del Granada), hay tres o cuatro equipo que también están interesados, pero no es prudente decir nada todavía, porque no hay nada concreto. No me gusta decir que sí, cuando ni siquiera se ha dado, porque al rato ni uno ni otro”.

Por otro lado, Guillermo Ochoa y Javier Hernández buscan opciones ante el desdén que han sufrido por parte de Málaga y Real Madrid.

Jonathan dos Santos está en la mira del Monterrey de México, aunque el Villarreal sí cuenta con él, a diferencia de su hermano Giovani, quien tiene negociaciones con el Galaxy de Los Ángeles. Carlos Vela está en la mira del Atlético de Madrid y Héctor Moreno del Milán.

Los únicos que sí tienen seguro su lugar en sus respectivos equipos son Rafael Márquez (Hellas Verona), Héctor Herrera (Porto), Jesús Corona (Twente), Miguel Layún (Watford)y Andrés Guardado (PSV).

“No hay ninguna oferta que satisfaga al club, hay de varios equipos de distintas Ligas, pero hasta que nos llegue algo que sea realmente interesante que cubra las expectativas de parte del club no va a salir. Hubo interés (del PSV), se acercaron, pero por ahora no hay nada establecido. Si se va, seguramente sería a otro país”, dijo Matías Bunge, representante del Tecatito Corona.