Festejo decepcionante

Los aficionados llegaron con su playera en franjas color verde y blanco, entusiasmados y listos para celebrar los 34 años del equipo nunca imaginaron que se regresarían a casa desilusionados.


Santos no encuentra el rumbo para ganar en casa.
Santos no encuentra el rumbo para ganar en casa. (Miguel Ángel González Jiménez)

Torreón, Coahuila

Los aficionados respondieron a la convocatoria del Club Santos Laguna de llevar puesta su playera en franjas color verde y blanco, estaban entusiasmados y listos para celebrar los 34 años del equipo, pero nunca imaginaron que se regresarían a casa desilusionados.

El desánimo de la gente fue, más que nada, porque el partido fue malo, porque hubo muchas equivocaciones y hablar de entrega sería una falta de respeto para los casi 20 mil espectadores que pagaron su boleto.

TE RECOMENDAMOS: [Fotogalería] Sin triunfo ni festejo en el Corona

Si bien Toluca nunca ha sido un flan para Santos, el hecho de que fuera de su casa baja su rendimiento y que en torneo regular lleva bastante tiempo si celebrar un triunfo, aunado a que los de la Comarca venían de un triunfo importante en León, todo eso alentaba la idea de que los albiverdes sumarían su segundo triunfo consecutivo.

El desarrollo del partido tuvo sus altibajos, Jonathan Rodríguez sigue sin recuperar su nivel, Armenteros no fue la solución a la ausencia de Osvaldo Martínez y Gael Sandoval no tuvo a Brian Lozano para meterle presión en la banda izquierda.

Djaniny no encuentra un socio, Furch requiere de mejores balones y los laterales quedan a deber.

Así, el trabajo de José Manuel de la Torre no luce y se acumulan malos resultados.

Para rematar, la expulsión de Néstor Araujo al final del encuentro deja desprotegida la zona baja lagunera, aunque en este encuentro se notó al seleccionado nacional desconcentrado, así que probablemente su ausencia en la siguiente jornada le vendrá bien para reencontrarse.

El abucheo de los aficionados al final es una clara muestra de la decepción hacia su equipo, el cual necesita reaccionar inmediatamente para no alejarse de la zona de calificación.