Padilla propone evaluación individual a atletas rusos

El presidente del Comité Olímpico Mexicano cree que este tema afecta a todos y, lejos de pedir la exclusión total de Río, opina que los atletas rusos deberían ser evaluados de forma individual para determinar si van o no a Río

Carlos Padilla, presidente del COM
Carlos Padilla, presidente del COM (Imago7)

Ciudad de México

Con todo el revuelo sobre el tema de que Rusia podría quedar marginado de los Juegos Olímpicos de Río por casos de dopaje, Carlos Padilla, presidente del Comité Olímpico Mexicano, opinó que este es un asunto grave para el deporte internacional.

 “Este es un problema fuerte que tenemos en todo el movimiento olímpico por lo que simboliza Rusia, un país que aporta tanto al movimiento pero que hoy se ve inmerso en un asunto realmente vergonzoso. Si esto llegara a ser cierto, estaríamos ante una muy grave intervención de un país en el movimiento olímpico para engañar no solamente con las muestras del doping, sino para engañar al mundo con los resultados” dijo a los medios de comunicación.

Apuntó a que esto puede perjudicar en gran manera a la integridad de los atletas mexicanos si tuvieran que competir ante sus similares rusos.

“Si fuera cierto, como lo he dicho, sería muy grave que nuestros atletas tuvieran que competir en frente, sobre todo los de combate, en cualquier combate, pero sobre todo en combate por la peligrosidad de tener enfrente a un atleta dopado y que no puede ser detectado”.

Sin embargo, lejos de apoyar la marginación de Rusia como han propuesto Estados Unidos, Canadá y Japón, el presidente del COM opina que el Comité Olímpico Internacional debe actuar con justicia y evaluar a todos los atletas para decidir quiénes no asistirían a Río.

“Es una medida que no sería justa porque no todos los atletas y no todos los deportes están inmersos en este problema. Creo que hay que analizar cada caso, uno por uno, para determinar quienes quedan fuera y quienes pueden competir. Yo creo que esto amerita una sanción ejemplar pero también una resolución y la que está proponiendo el presidente Thomas Bach creo que es la más adecuada y apegada a la carta olímpica y al derecho, la cual es que las federaciones internacionales en respeto a su autonomía y la corresponsabilidad que tienen para cuidar el juego limpio sean quienes determinen y juzguen las sanciones por un lado pero también la probabilidad y la vialidad de competencia de los rusos en cada una de sus especialidades. Creo que si esto se resuelve así, será darle un ejemplo al mundo de que el COI respeta a las federaciones que son parte medular e integral del movimiento olímpico  y que no pueden estar aisladas del mismo, así como de la responsabilidad que tienen”.

Además, el presidente Padilla ve de esta situación una oportunidad para que los demás países prevengan el uso de drogas por parte de sus atletas y tengan un control en sus respectivas delegaciones.

“Creo que nos deja una gran lección a todo el movimiento olímpico de que tenemos que ser mucho más conscientes en la orientación a los atletas del peligro que representa el uso de sustancias que pueden caer en este grave problema. Y por último, la gravedad de que un país intervenga en deportes olímpicos y que ocasiona inclusive el riesgo de que quede fuera del movimiento olímpico, un país tan importante como Rusia” finalizó.