El renacer de los Gallos

Querétaro se fortaleció en los momentos difíciles del torneo pasado, en losque su plantel no cobró en meses; hoy, ha comenzado bien al Apertura 2014

Jugadores del Querétaro, en un partido del Apertura 2014
Jugadores del Querétaro, en un partido del Apertura 2014 (Mexsport)

Querétaro

Parecía que los 64 años de historia del Querétaro quedarían sepultados en el futbol mexicano cuando se habló de una posible desafiliación el torneo pasado. La causa sería el problema financiero en el que estaba inmerso el entonces propietario del club, Amado Yáñez. A pesar de ese hecho, Decio de María, presidente de la Liga MX, dio a conocer lo contrario, que el club se mantenía en Primera.

La noticia dio esperanza a un conjunto que durante casi dos años buscó estabilidad económica. Sin embargo, ¿qué pasó durante ese tiempo en el que Querétaro sufrió por la cuestión salarial? Yasser Corona, defensa del equipo, habló para La Afición sobre ese difícil momento.

"Si la federación o alguien decidía desafiliar al equipo, bueno, tenía que ser por proceso ajeno al futbol. Para nosotros eso fue lo primordial, pensar en que debían hacer las cosas bien en el terreno de juego por si llegaba una desafiliación, pensar en otro equipo y pensar en que nos vieran bien".

El profesionalismo de un jugador se ve dentro de las canchas, no obstante, esa entrega tenía que ser recompensada con la cuestión económica, lo cual no sucedía.

"El hecho que trabajes durante tres meses, que asistas a diario a tu trabajo y no cobres o no generes otra entrada de dinero por ningún lado, más que por la del futbol o la de tu trabajo, pues creo que para todos se nos vuelve complicado", agregó Corona.

El apoyo económico y emocional ayudó a que los lazos del conjunto se hicieran aun más fuertes entre el primer equipo y las fuerzas básicas, que se vieron más afectados por la cuestión salarial. "Si alguien necesitaba dinero, porque seamos honestos, era el problema más grande que teníamos, estaba el otro que podía apoyarlo; estaban los más grandes que podían apoyar a los jóvenes, y si alguna entrada de dinero caía para el club, que se pagara a los que ganaban menos".

Pero hubo un factor determinante para que el conjunto no bajara los brazos y no pensara en el retiro: Ignacio Ambriz. El técnico supo mantener el vínculo con el equipo y los alentó a no claudicar.

"Nacho fue, sin duda, el so porte de este grupo. También es cierto que para él fue incluso más difícil, porque no imagino cómo le hizo para que 30 o 35 jugadores estuvieran pensando en salir a la cancha y partirse el alma por una playera que no te estaba generando. Hubo un momento en el que dejamos ser jugadores y cuerpo técnico, y nos convertimos todos en Querétaro, todos siendo iguales para que las cosas salieran".

La estabilidad llegaría el 30 de mayo, cuando Decio de María anunció a Grupo Imagen Multimedia y Grupo Empresarial Ángeles, comandadas por Ernesto Rivera Aguilar y Olegario Vázquez Aldir, como los nuevos propietarios del club.

"Este nuevo grupo que ha llegado, nos ha traído mucha paz, mucha responsabilidad. Y que un grupo tan grande se haya fijado en Querétaro, porque sabemos que ellos no llegaron a salvarnos, sino que llegaron a armar un proyecto grande con este club, porque saben que es un equipo que tienen muy buenos jugadores, una afición muy buena. Entonces es muy importante para nosotros esta confianza porque nos da una tranquilidad dentro de la cancha".

Para este nuevo torneo, jugadores y cuerpo técnico se mentalizaron por dejar a un lado el tema económico y del descenso, y competir por los primeros puestos de una Liga que les dio una nueva oportunidad. Aún es muy temprano en el torneo, pero los seis puntos de los primeros nueve en disputa les da un buen augurio a estos Gallos.