Un ‘10’ que dirigió Pep

Abraham González, el segundo refuerzo oficial de Pumas, tuvo un proceso de formación enLa Masía, donde lo dirigió Guardiola; fue considerado para el primer equipo del Barcelona

Abraham González, nuevo jugador de Pumas
Abraham González, nuevo jugador de Pumas (Tomada de www.rcdespanyol.com)

Ciudad de México

Abraham González es nuevo futbolista de Pumas. El volante español llega al Pedregal luego de una larga carrera en su país y siendo referente del Espanyol de Barcelona, el responsable de la creación del juego. El '10' de Los Periquitos cerró una temporada digna, en la que confirmó que su presencia fue vital para que los suyos libraran puestos del descenso y terminaran en la media de la clasificación. El jugador cuenta con importante golpeo, que le permite ser letal en pases a profundidad, así como en tiros lejanos.

Pero más allá de sus características en el campo, hay que destacar que su talento se fogueó a fuego lento, en La Masía, en la casa del Barcelona y con Josep Guardiola como responsable de su proyección. Pese a iniciar su trayectoria en un cuadro filial del Terrassa, en la Segunda División B, con 22 años, en 2007, fichó con el Barcelona, para reforzar una de sus filiales. El atacante recaló en la equipación que dirigía el entonces inexperto Guardiola y en menos de 12 meses, González se convirtió en inamovible y bastión para el primer campeonato de Pep como técnico.

Aquel equipo logró el ascenso de la Tercera a la Segunda B vio la recompensa con el nombramiento de Guardiola en el primer equipo. Pep asumió el timón tras el cese de Frank Rijkaard y con él, algunos de sus más destacados pupilos tuvieron oportunidad de desempeñarse en el máximo representativo. Abraham, en concreto, realizó la pretemporada del club al lado de Lionel Messi y compañía, y aunque alternaba con el Barcelona Athletic, su técnico no le perdía de vista.

González fue inscrito en la plantilla blaugrana que disputó la Champions League para la campaña 2008-09 y convocado para un par de duelos; también, debutó en la Copa del Rey y en la Liga, con escasa participación, pero siempre de la mano de Guardiola, muy pendiente de su progresión, aconsejándole previo a cada ingreso.

Al final de aquella temporada, una oferta de Cádiz y la intensión de sumar más minutos en su currículum, así como el sobrecupo de estrellas en Barcelona, cambió el rumbo de los sueños de Abraham. El mediocampista sacrificó jugar en Segunda, por continuidad.

Además de Cádiz, en esta misma categoría prestó servicios para el Gimnástic de Tarragona, Ponferrandia y Alcorcón, hasta que en el 2013 su sacrificio rindió frutos. El Espanyol, eterno rival del Barcelona, se fijó en sus características y consiguió su contratación; luego de tres años con Los Periquitos, y de haber demostrado en Primera lo que reflejó en distintas categorías, incluido su paso culé, el acercamiento de Pumas le atrajo. Ayer se oficializó su traspaso. Hoy, el '10' que Guardiola dirigió pertenece a Universidad Nacional.

"Me considero un jugador que puede marcar la pauta cuando tiene el balón, que sabe esperar el momento preciso para hacerle daño al rival; la velocidad no es mi fuerte, la técnica sí. En todos los equipos en los que he estado he dado muestra de lo mismo, de pelear siempre el balón con fuerza, pero también de retenerlo a favor del club, cuando es necesario", comentó González cuando recién fichó por el Espanyol, donde coincidió con los mexicanos Javier Aguirre y Héctor Moreno.

Abraham González llega a Ciudad Universitaria para reforzar el aparato ofensivo. El español tendrá como aliados a Johan Arango y Pablo Barrera, los otros dos elementos de recién ingreso a Pumas, así como la experiencia de Matías Britos, Fidel Martínez o Eduardo Herrera para explotar lo mejor de sí en ofensiva. Los antecedentes colocan al creativo, que lo mismo puede jugar como contención mixto, que de mediapunta, detrás del nueve.

Aunque sus credenciales son modestas, en su ADN futbolístico se encuentran elementos que le llenaron el ojo, en su momento, al propio Guardiola.

ANTECEDENTE ADVERSO

La más reciente presencia de un futbolista español en Pumas remite a Luis García Sanz, un veterano delantero de talla internacional que permaneció en el Pedregal por tres semestres y apenas pudo marcar cuatro anotaciones; al ibérico se le recuerda más por los berrinches realizados a Antonio Torres Servín por las ocasiones que prescindía de sus servicios y le sustituía. González tendrá que enmendar esta imagen con entrega, clase y sobre todo, goles que se traduzcan en confianza.

Por lo pronto, Pumas seguirá con sus exámenes médicos este mismo viernes, de cara al Torneo Apertura 2016. Hoy, la plantilla también partirá rumbo a Acapulco, donde realizarán poco más de una semana de pretemporada en playa, para después sostener un par de encuentros amistosos en Estados Unidos, con rivales por confirmar. Cruz Azul, Monterrey y Santos, entre los posibles sinodales.

En cuanto a los refuerzos, el colombiano Johan Arango ya se encuentra en la Ciudad de México y reportaría a la brevedad para ponerse a las órdenes de Francisco Palencia; falta González, que llegaría este mismo fin de semana a la capital para signar su nuevo contrato y luego enfundarse en la indumentaria azul y oro.