Pumas ‘regala’ liderato a Toluca

El triunfo por la mínima en CU, le brindó a los Diablos Rojos los tres puntos (tienen 25) con los que ahora conquistaron la cima del Clausura 2017; es la segunda derrota al hilo en el Pedregal

Carlos Esquivel festeja su gol
Carlos Esquivel festeja su gol (Imago7)

Ciudad de México

Después de un categórico triunfo hace una semana, frente a Jaguares, Pumas acudía a su mayor fortaleza: el Olímpico de Ciudad Universitaria, para medirse a un rival enigmático, pero protagonista en este torneo: Toluca. Lo que parecía que sería un duelo más en poder, de un momento a otro se modificó; distracciones en la zona baja inclinaron la balanza (0-1) a favor de los escarlatas, que consumaron el liderato de la clasificación en el Pedregal. A los dirigidos por Francisco Palencia les resta la recta final de la competencia y un sinfín de mejoras para pensar en la Liguilla.  

Como cada quince días en el estadio Olímpico, previo a la salida del equipo al campo, un método infalible de relajación: el mejor repertorio del rock posible. AC-DC para comenzar, The Strokes y Kings of Leon cuando titulares y suplentes ya estiraban y U2 para ser recibidos instantes antes del silbatazo inicial. Esto se ha convertido en todo un ritual, hasta una cábala en Universidad Nacional… Palencia empleó su mejor once posible, resintiendo todavía la baja de Nicolás Castillo, ausente por lesión y con las rotaciones que ya ha venido manejando: Alfredo Saldívar por Pikolín Palacios y Kevin Escamilla en sustitución de Javier Cortés.  

Seis canteranos en el campo y cinco foráneos para complementar la nómina. Pumas ha tratado de encontrar un equilibrio y la congruencia en su proyecto. Los universitarios se han caracterizado por ser un cuadro ligero, rápido por los costados y que suministra en su mayoría centros para el nueve; Toluca ha conseguido sus mejores éxitos en este semestre con base a un juego más físico, con la tenencia de la pelota, pero sin dejar de lado la intensidad y presión en cada espacio posible. Ambas teorías se reflejaron de inmediato. 

Conforme avanzaba el cronómetro, el local lucía mejor, más sólido, hilvanaba mayor cantidad de pases cortos, que poco a poco irrumpían más en la zona defensiva de los Diablos. Toluca aguantaba, no le quedaba de otra, más que esperar que el ritmo del rival bajara por sí solo; sin embargo, al 14’, Jesús Gallardo estuvo a punto de inaugurar el marcador, luego de que con un par de paredes se colocara de frente a Alfredo Talavera. Ante el cancerbero, el ‘17’ auriazul decidió mal, trató de bombear el esférico y erró en su intento, dejando el esférico a merced de su oponente.

Al 27’, una mala recepción de Darío Verón, desconcentración y falta de comunicación entre el capitán y Alfredo Saldívar, en lo que parecía una salida sin problemas, terminó en el gol de Toluca. Carlos Esquivel apareció por sorpresa, le robó la pelota al paraguayo y colocó la redonda inalcanzable para el guardameta. Pasó en cuestión de segundos. Los Diablos no eran, ni muchísimo menos, el equipo que merecía la ventaja, así fuera mínima, en el marcador, pero como asegura Jorge Valdano: “El fútbol es para los listos”. 

El primer tiempo se extinguió con un Toluca que aprovechaba hasta el mínimo recurso con tal de bajarle intensidad al enemigo; Pumas intentó darle forma a un aparato ofensivo desbocado, que perdió el guion con el gol en contra y que se reflejaba con síntomas de desconfianza. Cuando podían proyectar por izquierda, Jesús Gallardo rehuía de la responsabilidad de encarar y retrocedía la pelota; cuando había que salir desde la defensa, Darío Verón evitaba permanecer con el balón por más tiempo del que debía. Los de casa perdían en la pizarra y anímicamente.   

Paco Palencia modificó su esquema para el complemento, con la necesidad de lanzarse al frente. Prescindió de Kevin Escamilla y le dio ingreso a Javier Cortés, para elevar las opciones de futbol ofensivo; infiltrado como mediocampista interior, el ‘7’ comenzó a asociarse con los suyos, en pro del empate. Al 58’, combinó con Pablo Barrera y este último sirvió para Gallardo, que unos metros adelante, la prendió como venía e hizo que Alfredo Talavera se estirara al máximo para evitar que el tiro terminara en gol.

Como era de esperarse, cómodos con la ventaja, los visitantes cerraron espacios, presionaron en cada intento de salida de Pumas y también esperaron por algún contragolpe prudente, que ampliara su ventaja; Palencia tuvo que sustituir a Gerardo Alcoba por molestias musculares; en su lugar ingresaba el joven Pablo Jáquez… Eran momentos de tensión absoluta para Universidad, sus hombres de ataque se habían desvanecido. Al 76’, Britos falló un mano a mano que significaba la igualada.

El cuadro del Pedregal agotó su fórmula. Hasta el final del encuentro intentó profundizar pos las bandas, teniendo como respuesta un rival bien parado, que con la presión ejercida amedrentaba cualquier chance del empate en el marcador… Desilusión en la grada, algunos silbidos de desesperación y al final del cotejo ciertos abucheos, fue la resolución encuentro. Toluca se apoderó de CU y también del liderato general con la victoria; a Universidad le restará una semana compleja con doble actividad y visitas al Atlas y Tigres. Es momento de reaccionar.

Compra aquí tus boletos para la Liga MX