Pumas: "Tenemos la cabeza fria": Mario Trejo

El vicepresidente deportivo de Pumas, señala que es el entorno el que está más alarmado, y reitera el compromiso por solventar la situación actual del equipo

CIUDAD DE MÉXICO

Los compases que Pumas ha mostrado en el Clausura 2014 no terminan por convencer, en las dos jornadas que se han celebrado, Universidad ha mostrado caras distintas, el equipo de José Luis Trejo ha lucido como un equipo de entreguerras, que a ratos muestra cosas interesantes, pero en otros se convierte en un equipo inconsistente.

La derrota ante Querétaro dolió, pero Mario Trejo, Vicepresidente deportivo del club, dijo que el golpe no llegó al punto de empezar a pensar en medidas extremas. 

El directivo acudió al entrenamiento que tuvo ayer la plantilla en la Cancha Dos, habitualmente suele estar en las prácticas, pero sostuvo que es en estos momentos cuando más cerca debe estar del grupo para transmitirles tranquilidad, se asumió como “el primer responsable” de la situación actual la cual, dijo, genera inquietud, pero tampoco invita a tomar decisiones drásticas.

El directivo consideró que es el entorno el que transmite mayor preocupación por la falta de resultados, pero que dentro del club “hay paciencia, tranquilidad y mucha responsabilidad en revertir los malos resultados”. Y anticipó que “no vamos a perder el piso o a caer en inestabilidad. Nosotros somos los primeros en luchar por revertir esta situación”.

Trejo García mencionó que “percibo en particular una actitud muy negativa fuera del equipo, pero no nos vamos a dejar llevar por los comentarios adversos. Los únicos que tenemos la responsabilidad de revertir esto somos el grupo, es un grupo unido, está fuerte”, aunque aceptó que “también nos pega no tener los resultados que buscábamos, no es el inicio que queríamos, y lo que nos resta es insistir y buscar revertir la situación”.

En el ambiente se empiezan a calentar las cosas, las críticas por lo mostrado en los dos primeros partidos abundan, pero es ahí donde Trejo señala que es “afuera donde arde mucho más, dentro del equipo no estamos contentos, pero tampoco lo vemos tan dramático, escuchamos y leemos cosas que manifiestan, pero nosotros estamos con la cabeza fría”.

En ese mensaje de optimismo que envió al entorno, el vicepresidente deportivo apuntó que “hay paciencia, tranquilidad, mucha entereza en poder revertir las cosas, no vamos a perder el piso, no nos vamos a desestabilizar, está incluido todo el grupo: el técnico, los jugadores, toda la gente que estamos dentro estamos súper firmes”.

Mario Trejo consideró que la manera de cambiar las sensaciones actuales es “dando resultados. Es imperativo lograrlos, redoblar esfuerzos, corregir las cosas que hemos hecho mal. El primer responsable en esta situación soy yo y si no mantengo la estabilidad y confianza tanto en el plantel como en nuestro cuerpo técnico, estaría obrando mal”.

Pero sí ve que en el juego contra Toluca se deberá buscar desde el inicio del juego revertir la situación y enmendar el rumbo. “Ya el próximo partido debe haber resultados”, sostuvo, máxime  cuando la gente presiona para que el equipo mejore en su juego y en la cosecha de resultados. “Estoy de acuerdo en que haya inconformidad, cómo no, si no hemos ganado, la afición tiene razón en exigir resultados porque Pumas es un equipo grande, pero los que debemos crear ese clima de confianza somos los de adentro”.

El directivo dijo que no es momento de pensar en sanciones económicas y que el club nunca ha procedido de esa forma, avisó que “no hay plazos, más que el diario”. Así, la paciencia se ve como una virtud en la directiva de Pumas a la espera de que la reacción llegue cuanto antes para apaciguar el entorno y el interior tenga una tregua que le conceda un poco de paz.