CU consume rivales; Pumas vence a Toluca

Universidad Nacional comenzó la actividad del CL16 en su estadio con una victoria ante Toluca: 3-2; en fase regular, suman una derrota en los últimos siete meses





Fidel Martínez, Eduardo Herrera celebran el gol de Ismael Sosa
Fidel Martínez, Eduardo Herrera celebran el gol de Ismael Sosa (AFP )

CIUDAD DE MÉXICO

Ayer, el futbol regresó al estadio Olímpico y lo hizo con el duelo entre Pumas y Toluca, compromiso de la segunda fecha del Clausura 2016. Pese a la expectativa por ver al subcampeón del balompié nacional, el cotejo apenas aglomeró a 22 mil almas; aun así, Universidad exhibió, por lapsos, el juego vistoso, vertical y profundo que los colocó en la Final del semestre pasado. En los 90 reglamentarios, los felinos se impusieron por 3-2, ante un sinodal que nunca bajó los brazos.

Pumas estaba obligado a obtener un triunfo, luego de un tropiezo en Monterrey, ante Rayados en la jornada inicial. En frente, el Toluca de José Saturnino Cardozo. Los auriazules tenían a su favor, además de su gente en la tribuna, el estadio Olímpico, donde –en duelos de fase regular–, acumulan una derrota en los últimos siete meses. Se debía mantener la inercia y sostener la estadística.


Ambos escuadrones comenzaron las hostilidades en la cancha. La propuesta ofensiva de los dos permitió que desde los primeros minutos se vivieran acciones de peligro. Pumas avisó un par de veces; Toluca realizó lo propio. Vértigo, velocidad, toque rápido de balón, al pie, al hueco, con ventaja. La constante alentaba al aficionado en la tribuna y en el ambiente se respiraba la sensación de que el marcador se abriría en cualquier momento.

Pese al inicio trepidante, la primera parte se volvió densa; Universidad ejercía dominio con la pelota en los pies de sus futbolistas, pero la visita en CU había cerrado espacios retrasando sus líneas, esperando el contragolpe que les mostrara el camino para inaugurar el marcador. Parecía que los 45 iniciales se consumían sin gol, que el grito tendría que aguardar hasta el complemento.


Toluca, sin Paulo da Silva (acudió a España a declarar en Valencia sobre un supuesto amaño de partidos), sufría en balones aéreos y por este conducto llegó el invitado estelar. Al 40’, en un tiro libre, Fidel Martínez bombeó la pelota y ésta arribó sin problema a los botines de Ismael Sosa, que en dos tiempos, recepcionó y disparó para vencer a Alfredo Talavera y cantar el primer gol. El estadio coreó el grito.


Para el complemento, Cardozo buscó la igualada, adelantó sus líneas y obtuvo muy rápido. Al 51’, el recién ingresado Christian Cueva emparejó el tanteador; en una jugada individual, el peruano recortó a Marcelo Alatorre y fulminó a Alejandro Palacios con un tiro cruzado. Era el 1-1. Apenas dos minutos después, Pumas comprobó su capacidad de respuesta. Javier Cortés filtró una pelota al área escarlata que Talavera no cortó a tiempo; Sosa tuvo el mérito de no darla por perdida y se enfiló, sin arquero, con ella para empujarla a las redes. Había llegado el 2-1.


Con el marcador a su favor, Memo Vázquez modificó su esquema, sacrificó la velocidad de Fidel Martínez, por la creatividad ofensiva que ofrece Daniel Ludueña. El segundo tanto de los locales había apaciguado el ímpetu de los Diablos; Toluca encaró el cierre del compromiso como en el inicio de la contienda, apostando por el contragolpe.

Vázquez tuvo tiempo incluso para darle minutos a Luis Quiñones, recién llegado al Pedregal. El colombiano, en sus primeros toques, fue testigo del tercer tanto auriazul. Daniel Ludueña lanzó un centro que Cortés perfiló para Eduardo Herrera, mejor ubicado, y dentro del área choricera, el ariete anotó con un potente disparo de pierna derecha. El 3-1 arribó al electrónico al 77’.

Toluca consiguió el 3-2 por cuenta de Enrique Triverio (al 82’), pero no hubo tiempo para el empate. Los universitarios administraron la pelota, la cuidaron hasta el silbatazo final y lograron su primera victoria en el CL16. CU volvió a pesar, es un escenario hostil.