Pumas, cantera como columna

Más allá de las incorporaciones foráneas, Pumas apostará por sus fuerzas básicas en el AP16; su plantel cuenta con la mayoría de elementos de casa

Jóvenes canteranos de Pumas liderados por Eduardo Herrera
Jóvenes canteranos de Pumas liderados por Eduardo Herrera (Mexsport)

Ciudad de México

El Torneo Apertura 2016 le devolverá protagonismo a La Cantera de Pumas. Más allá de sus contrataciones foráneas, en CU será el producto de sus fuerzas básicas el que tome protagonismo en la cancha. Del posible once inicial de Francisco Palencia, mínimo cinco elementos serán de casa. Alejandro Palacios, en el arco; Luis Fuentes como lateral por izquierda; Javier Cortés, como segundo contención; Pablo Barrera, el volante por derecha y Eduardo Herrera, delantero centro.

La idea del cuerpo técnico y directiva es mantener la base del certamen pasado, con retoque en el banco de suplentes; Barrera sustituirá la ausencia de Ismael Sosa por el costado derecho y el resto competirá por un puesto. Afredo Saldívar, Josecarlos Van Rankin, Luis Quintana, Kevin Escamilla, Omar Islas y Jesús Gallardo serán opción de recambio, así como José Antonio García y Alfonso Nieto, que regresan a la institución.

"Para hablar de refuerzos primero se tiene que pensar en La Cantera. El compromiso que tengo con la directiva y la afición es conseguir el mejor rendimiento posible de los futbolistas que ahora mismo tengo; nos hemos planteado objetivos a corto y mediano plazo, aquí no queda más que ir día a día. La Liguilla y el campeonato se encuentran en nuestros planes", reveló Palencia el día de su presentación como relevo de Memo Vázquez.

Reactivar La Cantera y conseguir un rendimiento óptimo, ese es el reto de Paco y compañía. Los más jóvenes tendrán su oportunidad, pero antes, los consagrados deberán dar muestra de su capacidad. Los reflectores se posan sobre Pablo Barrera, el hombre en el que recae la responsabilidad de generar contragolpes. Palencia, que le conoció en su faceta de jugador, intentará recuperar el nivel de antaño del atacante, regresarlo en el tiempo, antes de emigrar a Europa.

Entre los titulares, Pikolín Palacios deberá defender su arco, pese a los rumores que le colocaban fuera del club hace unas semanas; Fuentes, sólido por izquierda, tendrá que ser ejemplo y bastión; Cortés, el complemento de Alejandro Castro, una válvula de juego ofensivo; mientras que Eduardo Herrera será el goleador. La base ya se conoce.

A los titulares habría que añadir al antes mencionado Castro, como contención, a Marcelo Alatorre, que también se quedó en el equipo, como lateral por derecha, a Matías Britos, como mediapunta explosivo y pundonoroso, y a Fidel Martínez, en su segunda oportunidad dentro de la institución para marcar diferencias pegado a la banda izquierda. Y, por supuesto, al capitán y veterano, Darío Verón, como zaguero central, así como su mejor acompañante, Gerardo Alcoba.

Además, como ya lo había adelantado Rodrigo Ares, presidente del equipo, la prioridad será que, en caso de estar listos, los chicos de La Cantera tengan participación, y ésta no sería mínima, por el contrario. "Aquí, un principio es que los chicos que debuten acumulen hasta 500 minutos en Primera División, no 15 o 10, como venía ocurriendo. No vamos a lograrlo de manera continua, es poco a poco, pero lo vamos a conseguir. El éxito con los muchachos se logra despacio, pero con constancia".

Por si fuera poco, jóvenes de categorías inferiores, sin experiencia en el cuadro estelar, como David Martínez, Jorge Escamilla, Diego Rodríguez, Diego Barrón y Bryan Lozano, este último, hermano de Hirving, del Pachuca, subieron al primer escuadrón con la encomienda de mostrar su talento bajo el cuidado de Francisco Palencia y su cuerpo técnico, que ya los evaluaron en la pretemporada de playa. El movimiento lo avala David Patiño, quien los tuvo en la Sub 20 a casi todos.

Ya lo había adelantado el propio Ares de Parga a inicios de junio, al cuestionársele sobre el armado de su plantilla: "La idea es tener 12 o 14 futbolistas de nuestras fuerzas básicas en el primer equipo", y de momento, completan 16 jugadores formados en sus entrañas. La Cantera es su columna vertebral.