Pumas sin defensa ni ataque

Pumas se medirá a Pachuca con las ausencias de su capitán, Darío Verón y su mejor delantero, Martín Bravo, quienes siguen con problemas musculares

Martín no ha vuelto desde su lesión ante Atlante
Martín no ha vuelto desde su lesión ante Atlante (Mexsport)

Ciudad de México

Las buenas noticias no se asoman por Ciudad Universitaria, al menos no las más esperadas por el equipo ni por los aficionados. Es cierto, hay mucho optimismo en el grupo de cara a la Liguilla, dentro del vestuario hay mucha fe de que hay plantilla para pelear por escribir una buena historia. Sin embargo, desde la enfermería no sale humo blanco,todo lo contrario. Ayer, el médico del equipo, Roberto Rodríguez, confirmó que para el partido de este jueves Darío Verón y Martín Bravo están descartados.

Ni el defensa paraguayo ni el delantero argentino han superado sus problemas musculares, algo que no ha caído de buen modo en el equipo, pues se esperaba que en la fiesta grande la nómina estuviera completa; sin embargo, las complicaciones que ha habido en ambos casos, además del tiempo fuera, tampoco hay certeza de los tiempos que tardarán en reaparecer.

Roberto Rodríguez, médico del primer equipo, señaló que “Darío está haciendo trabajo especial, esperemos que vaya bien y ver cómo responde para el fin de semana. Con Martín hemos tenido complicaciones con su recuperación, no está para esta etapa de la Liguilla y vamos a ver cómo evoluciona”.

El recuento de los daños es el siguiente. El primero en caer lesionado fue Martín Bravo, el argentino, que estaba viviendo su mejor temporada en la cuestiónde goleo, en la parte física y de aportaciónes al grupo; se lesionó en el juego de la Jornada 11 contra Atlante, en CU. Una acción en la que fue a buscar la pelota, sintió que algo se rompió dentro y pidió el cambio.

En principio, Martín pensaba que la lesión no era tan severa. Las pruebas médicas confirmaron que sufrió una lesión muscular de segundo grado en el recto femoral de la pierna derecha. Había la esperanza de que Bravo regresara en el partido contra Jaguares de la Jornada 14, cuando se cumplían las tres semanas que se pensaba estaría fuera. No fue así. Al jugador se le vio un parde días con el resto del grupo, aunque después volvió a hacer trabajo por separado porque vinieron las complicaciones.

La semana pasada, Mario Trejo, vicepresidente deportivo del club, apuntó que Martín estaría ausente contra Cruz Azul —con ya más de un mes después de la lesión y con seis Jornadas sin actividad— porque “desafortunadamente presentó una situaciónen su lesión, tuvo un derrame, ese hematoma se le va a tratar. Obviamente nuestro cuerpo médico ya está al tanto, también el Jefe de los Servicios Médicos de la institución, Antonio Miguel”.

Al respecto, Rodríguez Nava explicó ayer que las complicaciones que se tuvieron con Bravo se deben a que el tiempo de su recuperación se extendió, pero no a que hubo una mala atención al futbolista. “Siempre son seis semanas en una lesión muscular de segundo grado, nos damos ese margen y él, infortunadamente, se fue a la etapa larga”.

Sin embargo, ha trascendido que la atención de Martín no se llevó a cabo de buena forma y que, incluso, el delantero estaría fuera de cualquier posibilidad de jugar la Liguilla para evitar que la lesión que sufre se empeore. Un hecho que deja abierto el futuro, pues el atacante acaba contrato con Universidad y aún no hay nada concreto en cuanto a una posible extensión del vínculo laboral, algo que el futbolista no descarta y el club, en principio, tampoco.

Por otra parte, en el caso de Darío Verón, el central paraguayo sufrió una lesión muscular en el muslo izquierdo, en el último entrenamiento previo al viaje a Torreón para el partido contra Santos, correspondiente a la Jornada 13. Darío ha ido trabajando en la recuperación, pero ésta no se ha dado al cien y por ello se ha ido reservando. En su caso, tampoco habría posibilidades de que juegue el partido de vuelta contra los Tuzos y su regreso podría darse en las semifinales.

LÍDERES NATOS

Sin Verón y sin Bravo, Universidad ha jugado cinco partidos, con un saldo equilibrado, dos victorias, dos derrotas y une mpate. Seis goles a favor y seis goles permitidos. Hasta ahora, la baja de Verón ha sido solventada por Luis Fuentes, un tipo calado, que ha jugado de lateral por derecha, central por izquierda y lateral por izquierda. Pero la voz del capitán siempre se echa de menos.

En el caso de Martín, su ausencia ha sido cubierta por Dante López, también en ese puesto ha pasado Daniel Ramírez. Sin Bravo, Pumas ha jugado seis partidos, el argentino causó baja con 9 goles en su cuenta, y desde la Jornada 12 a la 17, Universidad marcó sietes goles. Uno de Verón, tres de Dante, dos de Daniel Ramírez y uno más de José carlos Van Rankin.

Jugadores de equipo, camaradas en el vestidor. Pumas echará de menos a Martín y Darío. Sin embargo, Universidad es un grupo curtido, con hambre de revancha y así saldrá a jugar la Liguilla.