Marcelo Alatorre: Pumas, su recompensa

Luego de sufrir el descenso con la UdeG, apenas hace unas semanas, el ahora nuevo defensa de universidad disfruta de su presente y promete entrega en la cancha; le pide paciencia a la afición auriazul para que los resultados lleguen.


Marcelo Alatorre, el nuevo refuerzo de los Pumas de la UNAM
Marcelo Alatorre, el nuevo refuerzo de los Pumas de la UNAM (Mexsport)

Ciudad de México

Como cualquier estudiante, Marcelo Alatorre recorre los rincones de Ciudad Universitaria. Va acompañado de su padre y se sorprende por el tamaño de las estructuras de La Rectoría e incluso de las dimensiones de la Biblioteca Central de la UNAM.

“¿Me tomas una foto con mi jefe?”, pregunta durante la sesión de imágenes que nos concedió a los pies del Olímpico del Pedregal, para ilustrar esta charla. Camina seguro y sonríe a quien se le acerca para pedirle un autógrafo o una selfie de recuerdo.

Es uno de los nuevos jugadores de Pumas. Junto a Fidel Martínez, encarna la apuesta de la dirigencia auriazul para obtener mejores dividendos durante el próximo torneo, el Apertura 2015. Llega a la escuadra felina procedente de los Leones Negros, que descendieron hace unas semanas.

“Esta es una oportunidad inmejorable, quiero aprovecharla desde el primer minuto”, comenta con determinación.

El Chelo, como le dicen en su barrio (Guadalajara, Jalisco, 18 de enero de 1985), no pierde la sencillez que le ha caracterizado a lo largo de su carrera: “Me ha tocado sufrir y he aprendido de eso. Ya viví dos descensos (UdeG y Tecos), y ahora el futbol me pone en el camino el reto más grande de mi trayectoria, triunfar con Pumas”.

Acostumbrado a trabajar duro, como se lo inculcó su papá desde niño, pipero de oficio, el lateral derecho promete entrega y determinación en la cancha, sea o no titular: “Yo vengo a sudar esta camiseta”.

-Marcelo, ahora tienes la posibilidad de estar en un club grande, luego de vivir el descenso con UdeG.

Perder la categoría es lo peor que un futbolista puede vivir. Lamentablemente no se cumplió el objetivo con Leones Negros. Tomé el golpe con madurez. Disfruto la oportunidad que me da la vida, al venir a Pumas.

-¿Qué sigue en tu trayectoria después de este paso?

Hace dos años estuve a punto de quedarme sin jugar. De pronto me encontraba en el Draft sin equipo y fue cuando Leones me abrió las puertas, sin otra garantía que pelear por un puesto. Menciono esto, porque la dimensión de mi llegada a Universidad es algo trascendental en mi carrera. Eso sigue. Luchar por cumplir mi sueño. Vengo a trabajar al máximo, vengo a pelear por un lugar en el once titular. Ese es mi presente.

-Pero tendrás a un aliado para cumplir metas, como Fidel Martínez.

Claro. Fidel es un compañero que me tocó tener en Leones, alguien a quien conozco bien y que estoy seguro caerá perfecto en Pumas. Tiene muchísima calidad y lo va a demostrar. Nos toca coincidir de nuevo y qué mejor que en esta instancia.

-Jugando para Pumas, ya lo sabrás, se tiene prohibido perder clásicos…

Lo tengo muy bien entendido, sé que hay que partirse el alma en la cancha en esos y todos los partidos, que esa es la esencia de la cultura universitaria. Ya le he empezado a tomar cariño a este club y lo que menos quiero es fallarle a la gente que apostó por mí. Estoy para sumar.

-¿Qué podrá esperar la afición de ti?

Si me toca estar en la cancha, podrán esperar a un tipo que se matará por estos colores de noche y día. No conozco, desde que debuté en Tecos, otra forma de trabajo que no sea esa. Funciona siempre. Es mi filosofía y aquí estoy, seguro que me dará resultados. Tengo ansiedad por estar en el campo.

EL DATO:

  • 137 partidos suma Marcelo Alatorre en el máximo circuito nacional; debutó con Estudiantes Tecos en el Apertura 2005 y después pasó a Leones Negros.
  • 3 equipos en los que ha participado el Chelo Alatorre: Tecos, Leones Negros y ahora Pumas; en Estudiantes lo dirigió Miguel Herrera.