Herrera y su contundencia

El delantero de Pumas es el atacante nacional con mejores números en la Liga MX; atribuye la confianza de Memo Vázquez a su explosión anotadora

Eduardo Herrera durante un duelo de Pumas
Eduardo Herrera durante un duelo de Pumas (Mexsport)

Ciudad de México

Uno de los primeros movimientos de Guillermo Vázquez a su regreso a Pumas fue otorgarle la titularidad a Eduardo Herrera. El delantero de 26 años debutó con el ahora estratega auriazul en el Apertura 2011, y aunque en fechas recientes había marcado goles en la Copa MX, no gozaba de la confianza del ex timonel José Luis Trejo.

Aún así, Vázquez se la jugó con el numero '15' de Universidad como referencia en su aparato ofensivo, y éste le respondió con goles importantes, lo mejor de todo es que fue a racimos.

Previo al cambio de timón en el Pedregal, hasta la fecha cinco del Apertura 2014, Eduardo Herrera acumulaba apenas 41 minutos en la cancha sin haber anotado.

Todo cambió con Guillermo Vázquez. Continuidad, fue la clave de la eficacia del ahora atacante nacional y delantero nominal más efectivo de toda la Liga MX. Con Memo, Herrera suma 527 minutos dentro del terreno de juego y registra cinco goles y una asistencia en seis encuentros, todos como titular.

El delantero marca cada 113 minutos en el campo.

Con apenas 96 encuentros en el futbol nacional, y luego de una etapa de un año lejos de CU, cedido al Santos Laguna de Pedro Caixinha, Eduardo Herrera vive el mejor momento de su trayectoria, al incluso estar por encima de las estadísticas de delanteros mexicanos con mayor recorrido. En el presente torneo, ni Javier Orozco, Matías Vuoso, Oribe Peralta u Omar Bravo, han conseguido los números del ofensivo del Pedregal. Además, su explosión goleadora ha ido

de la mano del repunte de su equipo. Hoy, Pumas está cerca de los puestos de Liguilla con su delantero encendido.

SIN TECHO

A principios de esta semana, previo al partido de Puebla, Eduardo Herrera dijo sentirse en plenitud de condiciones, favorecido por la confianza que le ha dado Guillermo Vázquez en el terreno de juego; el ariete comentó que los goles que habían caído en su cuenta hasta ese momento le servían de aliciente, y también le hacían entender que su techo aún no había llegado a la hora de enfrentar el arco rival.

"Me siento muy bien. Estoy contento y muy motivado con todo lo que ha pasado, con los goles, pero más con lo que ha logrado el equipo, porque después de todo, todos nos brindamos por la misma causa; siento que todavía no estoy cerca de mi tope, creo que todavía puedo dar más, puedo ayudar más a Pumas. Sé que el gran pendiente del equipo es ganar en casa, pero la victoria caerá tarde o temprano".

SOLO PIENSA EN PUMAS

Los goles siempre visten y más cuando es un referente de ataque el que se encarga de firmarlos. Las anotaciones le llegaron en buen momento a Eduardo Herrera, quien desde el lunes vaticinaba sus festejos a causa de lo que genera Universidad en ofensiva; en conferencia de prensa, ese mismo día, se le preguntó al ariete sobre una posible convocatoria al Tri, y atajando cualquier especulación, respondió como define casi siempre, sin rodeos: "Ahorita solo pienso en Pumas, si eso llega (un llamado a la selección) a pasar, bien, qué bueno, pero solo trabajo para beneficio de mi equipo"