Pachuca y Tigres se enfrentan en duelo con tintes de Liguilla

Los Tuzos, con la mejor defensiva y el ataque más letal de la Liga, reciben a los Tigres, que suman cuatro partidos sin ganar, pero que tienen en sus filas al líder goleador del certamen, el delantero francés Jean Pierre Gignac


Hirving Lozano pelea por el balón en juego ante Veracruz
Hirving Lozano pelea por el balón en juego ante Veracruz (Mexsport)

Pachuca

Luego de un empate sin goles ante Cruz Azul que dejó mucho qué desear, los Tuzos vuelven a casa para recibir a los Tigres, en partido de la fecha 13 y que ya presenta tintes de Liguilla.

El conjunto hidalguense regresa al Huracán, donde en su última comparecencia goleó 6-0 al Veracruz, pero ahora tendrá en frente a un rival mucho más serio y exigente, de la mano de Ricardo Ferretti.

El Pachuca llega a esta jornada con marca de seis victorias, cuatro empates y dos derrotas, como líder de goleo (26 a favor) y de defensiva (12 en contra), y con Hirving Lozano como líder de anotaciones Tuzas, con seis tantos, y en espléndido momento futbolístico.

Los de Diego Alonso mantienen el invicto en casa, ya que en cinco partidos tienen cuatro triunfos y una sola igualada, y podría conservar esta condición si logra sacar buenos resultados ante los felinos, así como ante Chivas y Jaguares, estos últimos, con marca perdedora.

El delantero argentino Ariel Nahuelpán está de regreso en el mejor momento posible, ya que Franco Jara se ha diluido en las últimas jornadas y no ha podido acrecentar su cuota de cinco goles en lo que va del campeonato.

 A Tigres tampoco le antecede un buen partido. Dominó al Atlas pero terminó empatando a dos goles con los rojinegros, lo que los mantuvo en el séptimo lugar de la tabla, con marca de cuatro victorias, cinco empates y tres derrotas.

Además, el cuadro de Ferretti se ubica como la segunda mejor defensa de la Liga, con 13 goles permitidos, solo uno más que los Tuzos, y tiene en el francés Jean Pierre Gignac al mejor goleador del torneo, con nueve tantos en su cuenta personal.

 Digno de resaltar es la baja productividad de los felinos en las últimas cuatro jornadas, en las que no ha podido ganar un solo partido, ya que desde el clásico regiomontano tiene una derrota y tres empates consecutivos. Por si fuera poco, el conjunto universitario no ha podido anotar gol como visitante en sus últimos dos partidos.