Hazaña tuza en la Corregidora

Pachuca perdía por tres goles ante Querétaro y en los últimos 16 minutos, Enrique Esqueda comandó a los hidalguenses para lograr la remontada que los tiene a un paso de conseguir su calificación a los juegos de liguilla.

Enrique Esqueda entró para darle más opciones de ataque al equipo de Enrique Meza.
Enrique Esqueda entró para darle más opciones de ataque al equipo de Enrique Meza. (Isaac Ortiz/Mexsport)

Pachuca

No había mañana para ninguno de los dos equipos, este duelo significaba aspirar a la liguilla mexicana o morir en el intento. Tuzos y Gallos se presentaban en la Corregidora con planteamiento ofensivo para hacerle daño a su rival.

Nueve minutos pasaron para que Ricardo de Jesús da Silva probara suerte por primera vez en el partido. El brasileño aprovechó un error de Daniel Arreola para intentar de media distancia y estrellar la pelota en el poste. Cuatro minutos después George Corral mandó tiro por izquierda que Óscar Pérez sostuvo sin problemas.

Corría el minuto 23 y Jürgen Damm encaró por la banda derecha, alzó la cara y mandó centro preciso a la llegada de Hirving Lozano quien remató de cabeza e incrustó la esférica en la red; en su contacto con el balón chocó a un defensor, lo que fue juzgado como falta y por tal motivo el gol no fue contabilizado en el marcador.

Era un duelo de ida y vuelta, Gallos se metió peligrosamente por el centro con Cristian Bermúdez quien golpeó el balón fuerte para que el “Conejo” rechazara y Miguel Herrera complementara para enviar a tiro de esquina. En otra jugada Camilo Sanvezzo se encontró con una oportunidad clara en el área que terminó volando. Cuando el primer tiempo estaba por terminar Rodolfo Pizarro se llevó a varios elementos por la banda hasta encontrarse sólo frente al arquero; disparó y estrelló la pelota en el travesaño. En la respuesta “el Hobbit” asistió de manera magistral a Ricardo Da Silva para que con la pierna derecha penetrara la portería de Óscar Pérez.

Arrancó el segundo tiempo y de inmediato, Pachuca buscó hacer daño con la velocidad de Jürgen Damm sin mayor peligro en la cabaña de Hernández. Pero los visitantes no esperaban que muy pronto en el complemento Camilo Sanvezzo marcara el segundo para los emplumados con error incluido de Óscar Pérez.

Diez minutos después, los queretanos parecieron sentenciar el partido con un remate de cabeza de Ricardo Da Silva tras un centro perfecto de Camilo Sanvezzo. El marcador estaba 3-0 favorable para los locales.

Cuando la cabeza estaba abajo en el plantel hidalguense Enrique Meza agotó su última carta; Enrique Esqueda, entró al campo con el propósito de hacer un poco mas decorosa la derrota de Pachuca; la historia no sería así.

El “paleta” encontró su primera oportunidad al 74 de tiempo corrido y de media vuelta mandó la pelota al fondo de la red; levantando así, un poco el ánimo del equipo pero con trabajo cuesta arriba. Cuatro minutos después Pizarro levantó centro buscando a Esqueda quien desconcertó al guardameta y este, dejó la pelota sola para Darío Carreño quien perforó la portería de los emplumados.

Faltaba mucha historia en el partido. Querétaro buscaba defenderse a toda costa, y eso lo aprovechó Pachuca; quedaban tres minutos para que se cumpliera el tiempo regular y los tuzos consiguieron tiro de esquina que Miguel Herrera remató y Esqueda se tiró de palomita para complementar el recorrido del balón a la red.

Era un empate agónico; no era suficiente para los de Hidalgo y así, con garra y corazón, culminaron la hazaña. “El paleta” tomó la batuta y condujo por el centro, asistió a Hirving Lozano y éste, mandó balón filtrado para que Darío Carreño rematara sólo frente al arco y pusiera el 4-3 en el marcador.