"La serie está abierta"

El técnico del Pachuca prefiere no confiarse pese a la ventaja de un gol obtenida en la ida de la Final ante Monterrey; no quiso polemizar con el arbitraje de Santander

Diego Alonso en el banquillo del Estadio Hidalgo
Diego Alonso en el banquillo del Estadio Hidalgo (Santiago Chaparro )

Enviado, Pachuca

Para Diego Alonso nada está definido rumbo al título del Clausura 2016. El entrenador uruguayo dijo que, en la vuelta intentarán contrarrestar el ataque de Rayados y que mantendrán su esencia de futbol rápido, pero también apuntó que, a la serie le hacen faltan 90 minutos más para definir al campeón.

"Monterrey juega de local con mucho empuje y eso trataremos de contener, ellos son un equipo muy vertical, que va a al ataque. Los hemos estudiado muy bien. Queremos ser campeones, y sabemos que nuestra idea es la que tenemos que replicar. La serie está abierta, no nos sentimos con nada definido".

Con humildad, Alonso aceptó que su oncena superó al que fuera líder del torneo regular, pero que esto no les garantiza nada; el estratega de Pachuca espera un rendimiento similar en Monterrey, durante la vuelta de la Final. Otorgó todo el mérito a los suyos, a sus futbolistas: "se partieron el alma en el campo", señaló.

"Hablar de merecimientos es difícil... Ganamos este partido, que es lo más importante. Me quedo con el futbol que practicó el equipo y que no se achicó ante un rival de alto nivel. Ellos hicieron lo suyo y también buscaron el triunfo. Somos conscientes que nos enfrentamos al líder, al mejor equipo del torneo. En Monterrey vamos a intentar replicar lo que ocurrió".

Cuestionado al igual que Mohamed, por el trabajo de Luis Enrique Santander, el árbitro, parecido a lo dicho por el Turco, Diego Alonso minimizó todo tipo de polémica, pese a que en la cancha ofreció una versión intensa por sus marcaciones; el charrúa prefirió hacer mutis sobre el colegiado antes de refugiar su discurso en él.

"No me quejo del arbitraje nunca, no lo he hecho en la presente Liguilla, no lo haré ahora; creo en el árbitro siempre, sea quien sea y un buen equipo debe sobreponerse a cualquier fallo del colegiado. Así ocurre a nivel internacional, en todos lados".