Yoga: el mejor remedio para el insomnio

Las incapacidades para poder dormir pueden traducirse, según expertos como síntomas de fatiga,  ansiedad, desórdenes alimentarios; el yoga es una solución para este mal


Yoga: el mejor remedio para el insomnio
Yoga: el mejor remedio para el insomnio (La Afición )

Ciudad de México

No poder dormir es uno de los males más característicos de los habitantes de las grandes urbes debido, desde luego, al tan llevado y traído estrés que a su vez genera ansiedad e impide conciliar el sueño por las noches. Lo cierto es que dormir no es una actividad trivial para los seres vivos, que necesitan estos espacios de descanso y recuperación para poder sobrevivir.

Entre un 10% y 15% de los adultos sufre insomnio crónico, y un 25% ha padecido insomnio alguna vez de acuerdo con la revista Yoga en Red, y esta incapacidad para dormir puede traducirse en “síntomas de fatiga, ansiedad, desórdenes alimentarios, falta de apetito, variaciones en el estado de ánimo, irritabilidad. La persona vive un desgaste de su calidad de vida, así como un malestar crónico”.

Tan solo en México, la tercera parte de la población tiene algún trastorno de sueño, de la cual 40% registra insomnio, según datos proporcionados por Reyes Haro Valencia, director de la Clínica del Sueño de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

“Dormir es esencial para la recuperación del cuerpo. El insomnio o las alteraciones del sueño pueden acarrear Yoga: el mejor remedio para el insomnio muchos problemas fi siológicos. La completa relajación para superar la fatiga del día y la actividad continua de los órganos internos es fundamental. El sueño cura el cuerpo y permite la regeneración celular. Por eso en la mayoría de los problemas de salud los médicos siempre aconsejan descanso”.

Pero aun cuando el insomnio es aparentemente una enfermedad con un único y localizado síntoma, suele llevar consigo muchas otras consecuencias como trastornos y complicaciones del metabolismo, el movimiento intestinal y la actividad motora. La falta de actividad física, la acumulación de estrés, o el consumo de cafeína o estupefacientes pueden contribuir también a la aparición del trastorno del sueño.

En este sentido, la práctica de determinadas técnicas yóguicas permite el reequilibrio de los factores físicos y psicológicos de la persona. Como explica Yoga en Red, existen factores mucho más profundos de los trastornos del sueño que pueden aminorarse a través de la meditación y el yoga:

“El insomnio se relaciona con un miedo latente a la muerte. Tal como la muerte es el final de la vida, el dormir es el final del día. Saber ir a dormir, supone saber renunciar y diluir la consciencia. Si en el sueño lo hacemos de manera inconsciente, al meditar seguimos manteniendo la consciencia, y se produce una aceptación consciente del vacío”.

Un estudio reciente publicado en el Indian Journal of Phisiology and Pharmacology demostró que en apenas diez días los niveles de ansiedad se reducen considerablemente a través de un programa que incluye la práctica de yoga y meditación. Otro estudio indagó el efecto de la repetición silenciosa de mantras —palabras o frases con un sentido espiritual— en el control del estrés y concluyó que esta práctica mental, corporal y espiritual es efi caz para reducir la ansiedad y controlar el insomnio.

La quietud mental es uno de los pilares del buen sueño, y la práctica de yoga es un camino que ayuda a alcanzar la ansiada armonía interior, aliada del sueño. “El primer paso para ganarle al insomnio es cambiar de actitud”, recomienda en entrevista con el diario La Nación, David Lifar, director de la Fundación Indra Devi

Pero no solo de dormir se trata, soñar también resulta una actividad importante para la mayoría de las tradiciones espirituales. Pero de esto hablaremos la próxima semana.