Los refugiados competirán con equipo propio en Río 2016

Los atletas recibirán uniformes del COI y marcharán en la ceremonia de inauguración, que se realizará el 5 de agosto en el estadio Maracaná, antes del anfitrión Brasil y bajo la bandera olímpica. 

 Thomas Bach
Thomas Bach (Reuters )

LAUSANA, Suiza

El Comité Olímpico Internacional (COI) anunció hoy la creación de un equipo de atletas refugiados que podrá participar en los Juegos de Río 2016 bajo las normas de cualquier otra delegación.

El equipo, que estará integrado por entre cinco y diez deportistas que tuvieron que dejar sus países en medio del drama migratorio, tendrá su propia recepción en la villa olímpica y se hospedará junto a las delegaciones de los 206 comités olímpicos nacionales.

Los atletas recibirán uniformes del COI y marcharán en la ceremonia de inauguración, que se realizará el 5 de agosto en el estadio Maracaná, antes del anfitrión Brasil y bajo la bandera olímpica.

Además, estarán sometidos a controles antidoping bajo la supervisión de la Agencia Mundial Antidoping (AMA) y su participación será financiada por el programa de Solidaridad Olímpica. La denominación oficial del equipo será Team Refugee Olympic Athletes (Equipo Olímpico de Atletas Refugiados).

"Queremos enviar un mensaje de esperanza para todos los refugiados en el mundo", dijo el presidente del COI, Thomas Bach, tras la decisión adoptada por el comité ejecutivo del organismo en una reunión en Lausana.

"No tienen país, no tienen bandera y no tienen himno, pero estos atletas serán bienvenidos en los Juegos Olímpicos bajo la bandera y el himno olímpico", agregó el directivo alemán. "Tendrán un hogar aquí en la villa olímpica junto a los 11.000 atletas de los 206 comités olímpicos nacionales", añadió Bach.

El COI señaló que unos 43 atletas ya fueron identificados como posibles candidatos para integrar el equipo, de los cuales finalmente una cuarta parte será seleccionada.

El ente rector del olimpismo informó además que el proceso de recepción de postulantes fue cerrado hoy y sólo se permitirá nuevos candidatos en casos de circunstancias excepcionales.

Los criterios de selección se basarán en rendimientos deportivos, así como en las situaciones personales de vida. Además, deberán contar con el estatus de refugiado certificado por Naciones Unidas.

En diciembre del año pasado, el COI había adelantado ya que estaba evaluando la posibilidad de que atletas refugiados puedan competir en Río 2016. Entonces se mencionaron los casos de una nadadora siria que emigró a Alemania, un judoca congoleño que vive actualmente en Brasil y un taekwondista iraní que huyó a Bélgica.