Le debemos al público el máscara vs. máscara: Octagón

El gladiador afirma que una rivalidad que la gente ha seguido por tantos años no puede quedarse en el tintero

Ciudad de México

A lo largo de 35 años de carrera, Octagón ha mantenido diferentes rivalidades, pero ninguna tan longeva como ante Fuerza Guerrera.

El llamado ‘Amo de los Ocho Ángulos’ pone precio a su máscara para que algún promotor se anime a realizar el duelo de apuestas entre los dos clásicos rivales.

“Para que yo exponga mi máscara son cuando menos cinco millones de pesos y el señor Fuerza Guerrera no sé en cuanto esté su máscara pero no anda debajo de los cuatro millones de pesos”, asegura en entrevista con La Afición.

Octagón compara su rivalidad con la de Blue Demon contra El Santo o Mil Máscaras y Canek, afirmando que también es un “clásico de la lucha libre”.

“Es una rivalidad de años y aquí no va a pasar lo de otros duelos de apuesta donde ya sabemos quién va a ganar. Esta rivalidad ha sido muy pareja y el día que vean este encuentro tengan por seguro que vamos a dejar la vida arriba del ring”.

Además del dinero, el veracruzano considera que el escenario donde se lleve a cabo el enfrentamiento ante el ‘Mosco de la Merced’ debe ser digno y cuando menos esperaría que se realice en el Estadio Azteca.

“La afición merece estar en una lucha así, la gente sabe que Santo, Blue Demon, Canek, Mil Máscaras, Fuerza Guerrera somos gente que se ha mantenido a la vanguardia. La gente sabe nuestro lugar y conoce el nombre que hemos forjado”, dijo.

“Yo demandé a Triple A, no ellos a mi”: Octagón

El oriundo de Xalapa, Veracruz fue despedido hace un par de años de la empresa Triple A, situación que no le ha afectado, sino todo lo contrario pues se atreve a decir que “me hicieron un favor”.

En la misma cantidad de tiempo, Octagón ha llevado su carrera en el ámbito independiente, situación que le agrada porque él decide las luchas que quiere tomar y nadie más decide por él.

“Mi carrera estaba estancada, no se le daba proyección y ahorita tuve la oportunidad de lanzar mi línea de ropa deportiva y de hacer el reality show, cosas que no iba a poder hacer estando en esa empresa”.

De la empresa Triple A diversos luchadores han salido con conflictos por el nombre y él no tiene temor de decir que se debe a que son “mercenarios”.

“Es momento de ponerle un hasta aquí a esta empresa. No podemos estar equivocados todos (Taurus, Cibernético, Fenix, Psicosis, entre otros).

“Ahorita mi oficina le está dando asesoría a todos los chavos, tenemos abogados especializados en derecho laboral y el materia de derechos de autor”.

Mas, el jarocho en su momento no registró su nombre por la amistad que tenía con el fundador de Triple A, por lo que aconseja que antes de que un nuevo gladiador suba al cuadrilátero, debe tener todos sus papeles en regla.

“Él [Antonio Peña] era mi amigo y mi representante y registró el nombre sin mi permiso, eso se llama abuso de confianza y por eso es que yo demandé a esa empresa, no la empresa a mí como dicen por ahí”, concluye.