La esgrima levanta la mano en el deporte nacional

Después de conseguir la medalla de bronce por equipos  femenil en el Mundial Juvenil de Bulgaria, máximo logro en la especialidad, se espera que se le dé mayor atención a la disciplina

Esgrimistas mexicanas de visita en Milenio
Esgrimistas mexicanas de visita en Milenio (Rogelio Acosta)

Ciudad de México

Natalia Botello, Abigail Valdez, Julieta Toledo y Kin Escamilla lograron obtener la medalla de bronce por equipos en el Campeonato Mundial Juvenil de Esgrima realizado en Bulgaria, el logró es el máximo galardón que ha ganado México en la especialidad.

El grupo juvenil tiene en Natalia Botello, actual Campeona Juvenil de Esgrima a su integrante más joven, situación que llena de orgullo a la joven tijuanense: "Es algo que no todos los días se ve y menos que y una niña de 14 años lo haga".

Los retos continúan para Natalia con el Campeonato Nacional en Tijuana y la Universiada Nacional en Nuevo León, sin embargo, el objetivo primordial de Botello es clasificar a los Juegos Olímpicos de la Juventud y "Si Dios quiere voy a estar ahí y los voy a ganar, obviamente" concluye segura de sí misma.

Para Abigail Valdez sólo hay palabras de agradecimiento por el apoyo que otorgó la Federación Mexicana de Esgrima y su presidente Jorge Castro Rea y de las familias que están detrás de ellas; para ella, sólo hay "orgullo y satisfacción por el logro obtenido".

Por su parte, Julieta Toledo se dice satisfecha por el logro obtenido, al ser la primera medalla que se consigue por equipos a nivel mundial dejando la vara muy alta para las siguientes generaciones al mencionar que "el siguiente equipo tiene que trabajar mucho para igualarlo o superarlo".

Acostumbrada a competir en Junior y Senior desde los 14 años y con 5 campeonatos del mundo y juegos olímpicos como experiencia, Julieta declara con autoridad: "ya es momento de voltear a la esgrima, de que la gente conozca a la esgrima" concluye la esgrimista yucateca.

Increíblemente orgullosa, así es el sentir de Kin Escamilla quien confirma que "se ha trabajado desde años atrás para obtener este logro". El triunfo, para la tapatía significa que "si se quieren las cosas, se pueden lograr y todo con trabajo duro, tanto nuestro como de las personas que están detrás de nosotras.

La esgrimista jalisciense afirma que la clave fundamental ha sido perder el miedo: "Hemos aprendido a no tener miedo a otros países y eso es lo fundamental tenemos almas de guerreras que no solo van a competir, van a ganar". Afirma la esgrimista quien, en sus palabras, confirma que ha tenido el logro de su vida.