Lorena Ochoa se codeará con los grandes

La golfista mexicana ingresará al Salón de la Fama del Golf mundial y su nombre estará al lado de algunos de los más grandes exponentes en la historia de este deporte

Sam Snead, Jack Nicklaus y Kathy Whitworth
Sam Snead, Jack Nicklaus y Kathy Whitworth (PGA/Especial)

Ciudad de México

La mexicana Lorena Ochoa se unirá al círculo de los inmortales al unirse al Salón de la Fama del Golf mundial en la clase de 2017 (World Golf Hall of Fame, por sus siglas en inglés) y lo hizo de forma histórica al convertirse en la miembro más joven, la primera mexicana y la primera latinoamericana, además de la trigésimo séptima fémina en ser reconocida con esta distinción.

Es por ello que la jalisciense ingresará a lado de algunos de los más grandes golfistas de la historia que con sus hazañas han hecho de este deporte lo que es hoy en día. Presentamos a algunos de esos destacados miembros.

Jack Nicklaus

Nacido en 1940, el originario de Ohio es considerado por muchos el mejor golfista de la historia, teniendo en su haber seis Masters de Austria, sus cinco campeonatos de la PGA, cuatro Abiertos de Estados Unidos y tres Abiertos Británicos, obtenidos entre 1962 y 1986 que suman un total de 18 torneos majors.

Nicklaus se adjudicó 73 torneos del Tour de la PGA, siendo tercero en la historia tras Tiger Woods y Sam Snead, además de tener 286 apariciones dentro del Top 10, segundo en la historia detrás de Snead. Llegó al recinto de los inmortales en 1974.

Sam Snead

Proveniente de Virginia, este golfista ostenta el récord de victorias en el Tour de la PGA con 82, además de haber conseguido siete majors, distribuidos en tres Masters de Augusta (1949, 1952, 1954), un Abierto Británico (1946) y una tercia del Campeonato de la PGA (1942, 1949, 1951), aunque nunca pudo ganar en el Abierto de los Estados Unidos, pues finalizó como subcampeón en las ediciones de 1937, 1947, 1949 y 1953.

Fue inducido en 1974 y falleció en 2002 víctima de complicaciones cardiacas.

Severiano Ballesteros

El español es considerado por muchos especialistas en la materia como el responsable de que el golf se haya popularizado a nivel mundial.

Sus cinco majors, tres del certamen austriaco y dos más en la competencia británica lo colocan como el mejor golfista que ha surgido en la península ibérica.

Reconocido con un lugar en el Salón de la Fama en 1999, Ballesteros murió en 2011 a los 54 años de edad tras un tumor cerebral que lo aquejaba desde 2008.

Ben Hogan

Poseedor de nueve majors en su carrera y con un  swing que era calificado por los expertos de ‘perfecto’, es junto a Nicklaus y Snead uno de los máximos exponentes del golf a nivel mundial, destacando sus Campeonatos de la PGA de 1946 y 1948, el Abierto de los Estados Unidos de 1948, 1950, 1951 y 1953, el Masters de Augusta de 1951 y 1953, y el Abierto Británico de 1953.

Al igual que sus contemporáneos, fue de los primeros miembros del círculo de los inmortales en 1974.

Kathy Whitworth

La golfista texana es considerada la máxima exponente femenina en la historia de este deporte. Lideró el LPGA Tour (Ladies Professional Golf Association, por sus siglas en inglés) en los años setenta y ochenta, con 88 victorias en el circuito y seis majors en su trayectoria, destacando los campeonatos de la LPGA de 1967,1971 y 1975. Ingresó al Salón de la Fama en 1974.

¿Por qué Tiger Woods aún no es miembro?

Los criterios de selección para ingresar al Salón de la Fama en su rama varonil piden que el jugador sea mayor de 40 años, hayan pasado cinco años sin actividad en el campo en el caso de que se hayan retirado y quince victorias en uno de los grandes circuitos o dos triunfos en los grandes o el The Players Championship.

Por lo tanto, el golfista más famoso de la historia podrá ser elegible a partir de 2017.

OMCS