Luis Rivera se prepara con incertidumbre

El atleta mexicano continúa sus entrenamientos en Alemania, aunque no sabe si el ciclo olímpico lo culminará ahí ya que la IAAF prevé hacer algunos cambios

Edgar Rivera
Edgar Rivera (AFP)

Ciudad de México

Después de lograr ese cuarto lugar en el Campeonato Mundial en Londres, Edgar Rivera regresó a Colonia, Alemania, para continuar con sus entrenamientos de cara a un evento que tendrá en ese país el 27 de agosto, sin embargo, el saltador de altura lo hace con cierta incertidumbre ya que no sabe con seguridad si continuará en preparación ahí.

"La idea es continuar aquí, ya hablé con mi entrenador y las cosas van por buen camino, entonces consideramos que sería inteligente seguir trabajando en equipo, nada mas tenemos que ver qué sucedería con el centro de entrenamiento debido a que como hay nuevo presidente de la Federación Internacional de Atletismo (IAAF), se están presentando cambios en la forma de trabajo", declaró Rivera.

El sonorense llegó a ese centro de entrenamiento, especializado solo en salto de altura, a finales del 2014, y en prácticamente tres años ha notado buenos cambios en su nivel competitivo.

La Federación Internacional de Atletismo cuenta con varios centros de entrenamientos en el mundo y el de Colonia es uno de ellos, sin embargo, tras la nueva administración de Sebastian Coe, se prevén cambios en dichas instalaciones.

"Este año vinieron los consultores de la IAAF para ver cómo funcionaba el centro y para preguntarnos si estábamos contentos, y ellos decidirán que instalaciones seguirán y cuáles no, entonces estamos a la espera e independientemente si el centro continúa o no, mi entrenador y yo estamos comprometidos a buscar una manera de seguir entrenando juntos porque se han dado las cosas y ya el ciclo comienza el siguiente año con los Centroamericanos en Barranquilla", explicó el atleta.

A pocos días de ese resultado en Londres, Rivera aún mantiene ese sentimiento de satisfacción pero a la vez de frustración ya que se quedó a un solo salto de subir al podio en el Mundial.

"Fue un poco frustrante ese salto de 2.32 metros ya que estuve a poco de pasar la varilla y así asegurar la medalla. Aún así estaba contento de ser finalista, por haber dado un papel y saber que di lo mejor de mi", señaló.

Rivera siente que el evento mundial fue de gran nivel ya que solo en el evento faltó el canadiense Derk Drouin, quien es el actual campeón olímpico y ganó el título mundial en el 2015.

"Muchas veces en estas competencias se trata de ejecución, y si nos ponemos a ver las cosas fríamente, salté 2.29 metros y no es una marca extraordinaria, pero si revisamos los mundiales y los olímpicos, con 2.32 o 2.33 es donde se logran las medallas y estuve cerca de esas alturas. Esperemos que en el futuro pueda estar en el podio en esta magnitud", dijo.

Finalmente el saltador competirá en Alemania para así culminar con la temporada competitiva.