Charrería, patrimonio inmaterial y “estilo de vida”

El deporte nacional que fue reconocido por la Unesco refleja la forma de vivir de cientos de personas que lo practican. 

La charrería fue nombrada Patrimonio Inmaterial de la Humanidad
La charrería fue nombrada Patrimonio Inmaterial de la Humanidad (Tomada de Twitter: @charreriarmil)

Ciudad de México

El día de ayer durante la reunión anual del Comité intergubernamental celebrada en Adis Abeba, la Organización de Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco), declaró como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad a la charrería, situación de júbilo para el gremio mexicano pues esto se ha logrado gracias al "esfuerzo de muchísima gente", así lo señaló Ramón González Barbet, practicante de este deporte y colaborador de Milenio Diario.

"Desde luego es una noticia agradable que se reconozca al único deporte que nació en México como patrimonio inmaterial de la humanidad, esta situación es un esfuerzo de muchísima gente, es un legado más que da la Asociación Nacional de Charros a nuestro deporte nacional, porque la Asociación ha dejado la escaramuza, los lienzos charros techados y ahora para rematar y para culminar bien este año 2016, se reconoce el valor de la charrería como nuestro símbolo de identidad ante todo el mundo".

Más allá de la alegría, el nombramiento por parte de la Unesco es un aliciente importante que reitera el verdadero valor de la charrería, que independientemente de ser un deporte, es para todos aquellos que lo practican y que lo siguen, un estilo de vida que refleja a la cultura mexicana y sus valores.

"El vestirse de charro aparte de ser un símbolo nacional es un modo de vida de cada uno de los que practican este deporte, es una forman de vivir diferente en la que se valora con mucha más intensidad nuestros símbolos patrios, el respeto a nuestros semejantes, y el respeto nuestro caballo, porque un caballo, los que tenemos la dicha de tenerlo, forma parte de nuestra familia", comentó Barbet.

Ante esta situación, Ramón González espera que el hecho de que la charrería sea considerada Patrimonio Inmaterial de la Humanidad ayude a que tenga mayor empuje, pues si bien "es un deporte que no está olvidado ya que en todo nuestro territorio nacional encuentras un lienzo charro", carece de difusión.

"En esta decisión intervinieron varias autoridades, desde la UNAM aportando estudios, hasta la Conade que es un gran impulsor, Debe de venir una mejor época en todos los aspectos, tanto en los valores, como en que ya es un deporte de alto rendimiento pero hay que impulsarlo.

Desgraciadamente hay millones de mexicanos que jamás han asistido a una charreada, ese es el problema, porque los que tenemos la fortuna de practicar y gozar este deporte no hemos tenido los medios para difundirlo e invitar a la gente a que vaya a una charreada, que disfrute con nosotros de nuestro ambiente, de nuestra música, de nuestra gastronomía; cada uno de esos elementos interviene en una charreada", finalizó.