Tras 12 años, Bélgica clasifica para Brasil-2014

La joven selección de futbol belga es la tercera de Europa en obtener su pase para ir al Mundial, luego de vencer hoy a Croacia con un marcador 2-1.
El próximo martes, ante Gales, Bélgica podría cerrar una clasificación invicta.
El próximo martes, ante Gales, Bélgica podría cerrar una clasificación invicta. (Reuters)

Zagreb

Tras 12 años sin participar en una fase final mundialista, Bélgica se clasificó para disputar el mundial de Brasil-2014 tras ganar este viernes a Croacia por 2-1, gracias a un doblete de Romelu Lukaku en la primera parte.

La joven y talentosa selección belga, entrenada por Marc Wilmots, apoyada por unos 2 mil hinchas en las gradas del estado Maksimi de Zagreb, entre ellos el primr ministro Elio Di Rupo, estuvo a la altura de lo que se jugaba en el encuentro.

"Es un verdadero placer jugar en este grupo. Hemos demostrado otra vez hoy que estamos muy fuertes. Ganar en Croacia es un éxito", declaró tras el partido el delantero Eden Hazard, una de las estrellas del equipo.

En una gran primera parte, los Diablos Rojos sentenciaron el partido en una gran primera parte, coronada con los dos tantos del delantero del Everton (cedido por el Chelsea) Romelu Lukaku (15 y 38), una de las estrellas del equipo.

La selección belga fue capaz de cortocircuitar el juego de Croacia, poco imaginativo, que enseguida se resignó a su suerte y que ni siquiera se reactivó tras el tardío gol de Niko Kranjkar (83).

Romelu, de 20 años, se aprovechó de una pérdida de balón de Ivan Perisic y la posterior asistencia de Steven Defour para abrir el marcador, un gol que apagó los ánimos croatas.

El joven delantero, descartado por José Mourinho a principio de esta temporada y cedido al Everton, amplió diferencias a poco para el descanso,en un rápido contraataque, corriendo sólo unos 55 metros para batir en la salida al arquero croata.

En el segundo tiempo, Bélgica se dedicó a conservar la ventaja, con un imperial Marouane Fellaini, la torre del Manchester United, recuperando balones en el centro del campo.

Ni tan siquiera el gol de Kranjkar afectó demasiado a los belgas, a los que les servía incluso el empate para obtener el billete para Brasil.

"Bélgica puede estar orgullosa de su equipo", destacó Felaini a las cámaras de televisión. "En esta nueva generación hay técnica, madurez, físico... y también hay guerreros. Y compañeros", añadió.

El encuentro, calificado de histórico en Bélgica, fue seguido por decenas de miles de aficionados ante las pantallas gigantes de televisión instaladas en las plazas de las principales ciudades del país.

Al término del encuentro, miles de fanáticos se dirigieron al barrio de la Bolsa de Bruselas, tradicional punto de celebración de los éxitos de la selección belga.

En otras ciudades del país también se celebró en las calles el éxito de la selección, con un entusiasmo que no se recordaba desde que los Diablos Rojos fueron cuartos en el mundial de México-1986.

El partido era decisivo para resolver el grupo A de la fase europea de clasificación para el mundial, ya que Croacia (que estaba a cinco puntos de Bélgica antes de disputar el encuentro) necesitaba ganar para mantener alguna esperanza en la última jornada, el martes.

La selección belga, que no juega una fase final mundialista desde 2002 (Corea y Japón), es el tercer equipo europeo clasificado para la cita brasileña (del 12 de junio al 13 de julio de 2014) tras Holanda e Italia.

El próximo martes, ante Gales, Bélgica podría cerrar una clasificación invicta, ya que hasta ahora suma ocho victorias y un empate.

Croacia, por su parte, deberá esperar a ver si es uno de los mejores ocho segundos clasificados, que disputarán entre ellos una fase de repechaje, de la que saldrán los últimos cuatro equipos europeos clasificados para Brasil.