Videoafición: Pixeles activos

La precisión del nuevo Kinect en Xbox One, logra que Sports Rivals sea el mejor juego para hacer algo de ejercicio, mientras te diviertes con sus actividades.

Ciudad de México

Kinect para Xbox 360 era innovador, pero poco preciso. Muchos gamers que se emocionaron con la posibilidad de controlar sus juegos con voz o gestos, empezaron a abandonar Kinect porque decías una palabra y reconocía otra, los juegos de deportes o baile, si bien identificaban el cuerpo del gamer, no había un escaneo preciso de movimientos o el tiempo de reacción era lento. En fin, Kinect no enamoró a los gamers como se esperaba.

Pero el nuevo Kinect, ahora sí logró llegar a ese punto donde lo que hace falta son juegos para disfrutarlo al cien por ciento, y Kinect Sports Rivals es el título esperado por todos los jugadores con un Xbox One para pararse del sillón.

Primero gracias a la alta calidad de Kinect para reconocer no solo movimientos, sino detalles faciales, podrás crear a tu yo digital, moldeado por pixeles, que te meten literalmente al juego, con un personaje, un avatar, que en la mayoría de las ocasiones logra un parecido del 90% con el usuario. Es realmente sorprendente ver aparecer a un clon digital listo para jugar.

Rivals te permite conocer todos los deportes disponibles en el juego, a través de tutoriales que te enseñan los movimientos básicos de cada ciber deporte, acompañado de tu súper entrenador virtual que te motiva en todo momento.

Este juego no es para que hagas una rutina de ejercicio o sustituyas el gimnasio, pue si bien haces ejercicio y sin duda quemas algunas calorías, es un título para pasarla bien en familia o con amigos, y aunque necesita un espacio amplio para disfrutar bien de cada deporte, no es necesario sacar la sala -como con el pasado Kinect- para disfrutarlo.

Las actividades que puedes realizar de manera libre o en una pequeña campaña en la que decidirás a qué equipo te unes, y obviamente tendrás que vencer a tus rivales (de ahí el nombre) son: motos acuáticas o wave runners, tiro al blanco, boliche, escalada de muro, tenis y futbol.

Cada uno de estos deportes requieren que realmente simules los movimientos que harías en el mundo real al practicarlos. Por ejemplo, para escalar tienes que no solo estirar las manos, sino también hacer que tus piernas suban poco a poco por la pared, al tiempo que abres y cierras los dedos de las manos para agarrarte de cada roca, algo que solo se logra gracias a la precisión de este nuevo Kinect, que detecta cada dedo de las manos. Apretar el acelerador de tu moto acuática para encenderla y así, sentado en tu sillón, inclinarte de un lado a otro, es el realismo al jugar Rivals.

El futbol tiene su chiste, pues deberas moverte al lugar exacto que se marca para parar un gol, o estirar la pierna y dar una buena patada para tocar el balón, y aunque no tienes que correr por toda una cancha virtual, vale la pena jugar un partido pambolero en Rivals.

Kinect Sports Rivals es el primer juego que explota todas las características de este nuevo Kinect y del Xbox One, y no es para el gamer solitario que quiere solo un first person shooter. Es para que los hermanos compitan sanamente, los amigos se diviertan tirándose entre ellos de la pared para escalar, es para que padres e hijos jueguen boliche una noche de sábado, es un juego familiar, social, que te hace pasarla bien en la comodidad de tu sala, así que crea tu yo virtual, en verdad te sorprenderas con el parecido digital que obtendrás. ¡Game on!