Otro acto de indisciplina en el Taekwondo mexicano

Uriel Adriano y Damián Villa fueron sancionados a petición del entrenador In Young Bang

Uriel Adriano, taekwondoín mexicano
Uriel Adriano, taekwondoín mexicano (CONADE)

Ciudad de México

El taekwondo mexicano volvió a dar la nota, pero en esta ocasión no fue por resultados en competencias, sino por un acto de indisciplina que se dio en el entrenamiento de la selección mayor, donde el campeón del mundo, Uriel Adriano, y Damián Villa, bronce en el Mundial pasado de Puebla, se vieron inmiscuidos.

Como castigo, el entrenador coreano In Young Bang y el español Rosendo Alonso solicitaron a la Federación Mexicana de la especialidad que los atletas no tengan actividad en el Abierto Internacional en República Dominicana, que se realizará el 5 y 6 de abril, el cual es de categoría G1 (10 puntos); la petición se aceptó.

Versiones señalan que los deportistas no se presentaron en varios días a los entrenamientos en el Centro Deportivo Olímpico Mexicano; sin embargo, también se apunta un conato de bronca entre Adriano y Villa.

Este no es el primer caso que se registra en el taekwondo mexicano. Antes de los Olímpicos de Londres 2012, Damián Villa e Idulio Islas se vieron inmersos en una indisciplina durante la gira europea, la cual se tomó en cuenta como evaluación para los mexicanos rumbo a la justa.