Habrá Triatlón cerca de Copacabana; sus aguas, "no aptas" para nadar

Cerca de la zona en donde se llevará a cabo una prueba de Triatlón, Copacabana, ha sido declarada “No apta para nadar”, por contaminación. 


Competidores de Triatlón en las aguas de Copacabana, Brasil.
Competidores de Triatlón en las aguas de Copacabana, Brasil. (AP)

Ciudad de México

La información más reciente del gobierno brasileño sobre contaminación en las aguas de Río de Janeiro revela que el agua cerca de la zona donde habrá una prueba del triatlón este fin de semana "no es apta" para nadar.

La advertencia, basada en los niveles de bacterias fecales, está disponible en el portal de internet de la agencia ambiental de Río de Janeiro.

El análisis más reciente de nivel de contaminación en la playa Copacabana es de una muestra del lunes pasado. Una competencia clasificatoria a los Juegos Olímpicos y un paratriatlón comienzan el sábado, y varios atletas estaban en el agua el viernes por la mañana.

La agencia ambiental de Río no respondió a solicitudes para que explique si realizaron más análisis esta semana, o si los organizadores de las pruebas fueron notificados sobre la advertencia.

Los equipos reunidos en Copacabana dijeron que la Unión Internacional de Triatlón les garantizó que el agua es segura en las partes donde se entrenaron los paratletas.

"La información que tenemos es que el agua es segura para nadar", dijo Amanda Duke, directora del equipo estadounidense de paratriatlón.

Los atletas dijeron que el agua lucía mejor de lo que esperaban. Sin embargo, expertos y los propios supervisores del gobierno advierten que la contaminación no siempre es evidente a la vista.

El organismo rector del triatlón señaló que no realizará pruebas al agua por su cuenta, aunque solicitó información a las autoridades locales sobre la calidad del agua.

The Associated Press publicó el jueves los resultados de una investigación de cinco meses sobre la calidad del agua en Río. La investigación reveló que el agua en las sedes olímpicas está contaminada con altos niveles de virus y bacterias.

El estudio de la AP demostró que el lugar donde los atletas entraban al agua el viernes en Copacabana tenía u nivel mínimo de sobre dos millones de adenovirus humano por litro, o 2.000 veces el nivel que expertos en Estados Unidos considerarían alarmante si fuese detectado en playas de Estados Unidos o Europa.

El adenovirus humano se multiplica en los tractos intestinales y respiratorios de las personas. Son los virus que ocasionan enfermedades respiratorias y estomacales, incluyendo diarrea explosiva y vómitos, pero también pueden provocar otras enfermedades más graves del corazón y el cerebro.

El gobierno estatal de Río y la agencia ambiental criticaron el jueves el reportaje de AP, alegando que era alarmista e injusto juzgar la calidad del agua en Río basándose en los niveles de virus, cuyos límites no están fijados en la legislación brasileña, estadounidense o de la Unión Europea.

David Zee, un profesor de oceonografía en la universidad estatal de Río de Janeiro que ha estudiado la contaminación en la Bahía Guanabara, criticó la respuesta del gobierno, y dijo que en Brasil "es normal que las autoridades digan que 'todo está bien', pero no todo está bien".

Agregó que las pruebas de la AP fueron realizadas "por un laboratorio confiable".

La zona que fue declarada no apta para bañarse por la agencia ambiental esta semana fue evaluada por sus niveles de bacterias fecales. Ese mismo sector ha sido declarado no apto en al menos ocho ocasiones este año.