Tiempo de volver para Paola Espinosa

La clavadista mexicana está libre de las lesiones que pararon su ritmo desde finales de 2013; ahora este año su trabajo se enfoca en clasificar a sus cuartos Juegos Olímpicos



Paola Espinosa, clavadista mexicana
Paola Espinosa, clavadista mexicana (Mexsport)

CIUDAD DE MÉXICO

El momento ha vuelto para Paola Espinosa. Haber participado en tres Juegos Olímpicos con dos medallas ganadas es la inspiración para que la clavadista ahora trabaje para amarrar su pase a Río 2016, después de haber estado fuera de acción por una lesión.

“Es un año muy importante para mí ya que en el Campeonato del Mundo en Rusia podría conseguir mi pase para los Juego Olímpicos, el cual ha sido mi sueño desde que terminó Londres. Cada vez se va acercando más ya que el tiempo ha pasado muy rápido. Serían mis cuartos Juegos Olímpicos y cada uno de ellos los he disfrutado, aunque éste lo estoy viviendo de manera diferente porque ya alcancé todas mis metas y mis objetivos y ahora es un sueño y lo enfrento con más tranquilidad, sin presión y exigencia de que yo misma me castigaba cuando no me salían las cosas”, declaró Espinosa.

La campeona mundial en el 2009 en la plataforma, no tuvo mucho descanso en las fiestas decembrinas y continuó con su preparación en las instalaciones del Ceforma, luego de que problemas en la espalda le afectaron y la alejaron de las competencias.

“Llegó un momento de mi vida que me había acostumbrado a que en cualquier competencia me fuera bien. Perdí esas ganas y esa hambre de triunfo que sientes cuando vas empezando y lo que hice fue alejarme un poquito de lo que estaba acostumbrada para así retomar fuerza desde abajo con una buena base de trabajo físico con el profesor Pedro Gato, porque si decidí regresar es para pelear un lugar. Ahorita estoy tirando las dos pruebas, trampolín y plataforma, ya que iré a la Serie Mundial en ambas y en el selectivo nacional para ir al Campeonato del Mundo decidiremos en qué pruebas me enfocaré”, dijo la deportista.

La atleta de 28 años edad no considera este ciclo, que culmina en los Olímpicos de Río de Janeiro, como el último de su carrera deportiva y espera seguir cosechando más triunfos de manera individual.

“Siempre me ha gustado competir más en lo individual, es cuando más lo disfrutó porque no hay nadie más que yo que pueda controlarme y eso es lo que me gusta. Cuando hago clavados sincronizados es dis tinto y lo disfrutas, pero estás a la expectativa de lo que hizo el otro y si lo realizó bien, pero en individual eres tú y si lo haces mal solo es tu culpa. Nunca he dicho que podría ser el último ciclo olímpico, todavía este deporte me apasiona mucho y por el momento voy con objetivos cortos que son los próximos Juegos Olímpicos”, indicó.

Las declaraciones de Espinosa se dieron después de realizar su entrenamiento en el Ceforma y tras haber partido la rosca de Reyes con los atletas juveniles que entrenan con ella.

“Antes pedía muchos regalos como zapatos y bolsas, pero la vida me ha demostrado tantas cosas y me ha golpeado tan fuerte que ahora lo único que quiero es salud para mí y para mi familia, y deportivamente hablando, obtener mi pase para los Juegos Olímpicos”, concluyó.