Buscan más espectáculo

La Federación Mundial de Taekwondo continúa con la implementación de modificaciones en el reglamento, a fin de evitar las constantes interrupciones en los duelos y hacerlos más atractivos

Acción de taekwondo
Acción de taekwondo (Mexsport)

Ciudad de México

Con la finalidad de que el taekwondo sea más espectacular, en julio entró en vigor una nueva reglamentación para este deporte a nivel mundial, donde lo más notorio son las penalizaciones para los deportistas cuando caen al tatami, aunque sea de forma accidental.

Los cambios constantes que realiza la Federación Mundial de Taekwondo obedecen a la búsqueda de que los combates no sean interrumpidos por estas caídas que algunas veces utilizan los taekwondoínes con la finalidad de frenar el ritmo del rival.

LA FEDERACIÓN MUNDIAL también busca modificar el puntaje, ahora las patadas de giro a la cara o volando podrían valer cinco puntos.

"Este año vi una pelea del británico Aaron Cook y el estadunidense Steven López y fue superlenta por las interrupciones, eso no permite que haya espectacularidad. Para el éxito debes tener gente que venga a verte y lo haga también por la televisión, porque muchas veces el público se aburre con tantas interrupciones", dijo el secretario general de la Unión Panamericana de Taekwondo, Roberto Beltrán Ramonetti.

Con la nueva regla, al caerse el taekwondoín de manera accidental o por la inercia en la aplicación de una patada se gana una amonestación y cuando acumula dos se le da un punto al rival; al llegar a 10 será descalificado.

"Acaban de subir las amonestaciones de ocho a 10 y eso solo puede provocar más faltas y luego los jueces tienen la orden de que cualquier caída se marque como amonestación. Se intentó en 2002, creo que no va a proceder y lo tendrán que quitar; en ese entonces se hizo en la Copa del Mundo en Tokio, pero los atletas que son muy inteligentes empezaron a desarrollar técnicas para que cayera su rival y no tardarán en buscar esas trampas", agregó Ramonetti.

Además, para evitar que se interrumpa el ritmo de combate, si un participante se queda tirado en el tatami y no es necesaria la intervención del cuerpo médico, el juez le dirá en cuatro ocasiones que se levante y en caso de que no lo haga será descalificado.

"Lo único importante para mí es que no se amonesten todas las caídas, porque hay evoluciones técnicas donde es imposible no caerse al dar una patada, solo es cuestión de ajustarlo. El hecho de que el pie de un taekwondoín choque en cualquier parte del cuerpo del competidor en una acción y caiga, pero no haya lesión, debe levantarse rápido y con eso se evita que pierda tiempo", mencionó el entrenador nacional de la selección juvenil mexicana, Julio Álvarez.

NO ESTÁN CONFORMES

Los deportistas que tienen que adaptarse a estas nuevas reglas de la Federación Mundial de Taekwondo esperan que haya mejor criterio a la hora de amonestar.

"Siento que en ese aspecto deben hacer un reajuste para el próximo año, porque hay acciones donde no vas a querer caerte y pasa por el intercambio de patadas. Si quieren hacer el taekwondo más espectacular deben castigar las caídas que solo son a propósito", dijo el campeón mundial en 2013, Uriel Adriano.

Hay casos donde los taekwondoínes evitan dar alguna patada espectacular, como un doble giro hacia el cuerpo o a la cara, para no caerse y ser amonestados.

"Se han visto combates perdidos por kyongo (penalizaciones) y pienso que tal vez son cosas que no se pueden evitar y no haces intencionalmente. Ya cuando el combate está muy cerrado no te puedes arriesgar a hacer patadas difíciles porque corres el riesgo de que te pongan un castigo y perder la pelea, por lo que te dedicas a hacer patadas simples", indicó la guatemalteca Elizabeth Zamora, quien logró oro en el pasado Campeonato Panamericano.

SEGUIRÁN MODIFICACIONES

La Federación Mundial de Taekwondo continuará con esta lucha por lograr que los combates sufran pocas interrupciones y haya continuidad en la pelea.

Un combate que normalmente tiene una duración real de ocho minutos, dos por cada uno de los tres rounds y dos tiempos de descanso de un minuto, puede extenderse hasta los 17 debido a los reclamos de puntos de los entrenadores, que también detienen la pelea.

Por lo tanto, la federación buscará implementar los cascos electrónicos para que ya no haya ese reclamo de los coaches para saber si hubo golpe a la cabeza del adversario.

"Los jueces se van a limitar a marcar el puño y el hecho de que la patada la marque el casco electrónico no dará motivo a ninguna duda de que la acción fue legal en la cara y ya no será larga la especulación de la revisión del video. El taekwondo ha evolucionado mucho en los últimos cuatro años con la finalidad de hacerlo más espectacular", concluyó el entrenador Álvarez.