Puebla espera un juego complicado frente al Atlas

El capitán, Luis Miguel Noriega, restó importancia al cambio que los Zorros presentan con su nuevo estratega, José Luis Mata.
Archivo Milenio
(Especial)

Puebla

El duelo del próximo domingo en la cancha del Cuauhtémoc entre el Puebla y el Atlas será una auténtica final dada la situación porcentual que ambos clubes atraviesan, razón por la que los Camoteros se preparan al tope con el único fin de alcanzar la meta, según declaró el capitán de La Franja, Luis Miguel Noriega.

“La idea del ‘profe’ (Rubén Omar Romano) es siempre ir partido tras partido, es un momento muy importante para nosotros, más allá del tema porcentual también estamos cerca de poder meternos a la liguilla, el ganar nos abriría mucho las puertas y estaríamos más cerca cada vez, sabemos que (Atlas) es un equipo complicado, que más allá de que no haya ganado en el torneo eso no lo hace más sencillo y ojalá que hagamos un buen juego y podamos ganar”.

Tras concluir lo que fue la práctica a puerta abierta en el Club Deportivo La Noria, donde los blanquiazules desarrollaron su segundo día de labores con miras al compromiso frente a los Zorros, el capitán blanquiazul apuntó que si bien los Rojinegros cuentan con un nuevo técnico en la figura de José Luis Mata, ello no debe ser factor que les impida imponer condiciones.

“Se dicen muchas cosas en el futbol, no siempre pasan, nosotros en nuestra cancha, ojalá que la gente nos apoye, asista al estadio, nosotros haremos nuestro mayor esfuerzo para hacer un buen partido, cometer los menos errores posibles y salir a festejar el domingo con la victoria”.

Admitió que tras la derrota a manos del León, previo a la pausa que se obligó en el circuito por la actividad de la Selección Nacional, el equipo analizó a conciencia los errores que debe pronto erradicar para no caer de nueva cuenta, en espera de retomar el buen paso que hasta antes de dicha afrenta habían alcanzado.

“La verdad es que nos dejó bastante molestos, pero todo sirve para aprender, para mejorar, dejamos ir una gran oportunidad de acercarnos más a la liguilla, pero el futbol da revanchas, en nuestra casa, contra Atlas, un rival directo del descenso y vamos a dar lo mejor posible para ganar”.

Finalmente, Noriega admitió que hoy en día su prioridad está en atender la quema porcentual, sin pensar de más en una clasificación, ya que eso será una recompensa si es que logran los resultados que el cuadro prevé al cierre de la campaña regular, donde por el momento no hay más que centrarse en Atlas.