Nájera, dispuesto a tomar un cargo federativo en el basquetbol mexicano

Eduardo Nájera participó en un campamento realizado en la Escuela de Basquetbol MVP en Tlaquepaque.


Eduardo Nájera entrenó con los niños en el campamento.
Eduardo Nájera entrenó con los niños en el campamento. (Cortesía)

Guadalajara

Eduardo Nájera, referente histórico del basquetbol mexicano, afirmó durante un campamento deportivo en  el que participó que se necesita restaurar los procesos formativos y comenzar desde la niñez para que a partir de ahí se empiecen a notar los resultados en el baloncesto mexicano, esto tras preguntársele sobre la actualidad del baloncesto en el país, donde se quedó cerca de clasificar a Juegos Olímpicos. 

"Hace falta ese desarrollo, esa plataforma desde nuestra niñez porque nuestro querido federativo en su momento, pues le hizo mucho daño a nuestro basquetbol y a raíz de eso pues ya no hay niñas y niños motivados en seguir una carrera en el basquetbol, el talento está aquí(en las Clínicas Deportivas), nada más es cuestión de enfocarnos más a estas masas, a estos niños y si no llega un jugador de ellos a la NBA no hay problema, se les enseña los valores y los fundamentos y más que nada el basquetbol", comentó.

El originario de Chihuahua dijo que aunque quisiera tener un cargo directivo en donde pueda cambiar el rumbo del baloncesto en México, reconoce que puede ser complicado debido a que en estos momentos el país sigue arrastrando temas de corrupción en la liga profesional de la disciplina.

“Obviamente las puertas están abiertas para cualquier cosa, pero sigue habiendo esa corrupción dentro de la liga profesional que tenemos, hay equipos fantasmas, yo creo que cuando se le dé más seriedad yo estaría dispuesto”, destacó.

Participa en Campamento Deportivo

Fomentar el espíritu deportivo y motivar a tener una buena vida como atletas basada en los valores y en la disciplina, fueron los principales objetivos de la plática que impartió este martes Eduardo Nájera a los más de 60 niños y jóvenes que participan en un campamento de 4 cuatro semanas realizado en la Escuela de Basquetbol MVP en Tlaquepaque.

Nájera, quien también entrenó con los niños en el campamento, dijo que jugar y charlar con los niños es muy importante para que sigan mejorando como basquetbolistas.

“Para mí es más que nada meterme a jugar con ellos para que vean la velocidad, el tamaño, porque ya no tengo la misma velocidad que antes, pero al igual puedo brincar como antes (…) pero a ellos les encanta ver el tipo de movimiento, el tipo de bote de balón, el tipo de elevación en el aire, las clavadas, todo eso que es pues, es el deporte ráfaga y los motiva, los excita a seguir mejorando y parte de mi charla es que también mejoren como atletas”, comentó.