México afronta el Mundial de Atletismo con pocas esperanzas

En Moscú 2013, el bronce de Luis Rivera en el salto de longitud salvó el honor mexicano, pero el sonorense no estará en esta edición 

Éder Sánchez
Éder Sánchez (Mexsport)

PEKÍN, China

México participa en el Mundial de atletismo de Pekín (22-30 agosto) con un equipo sensiblemente reducido respecto a citas anteriores, con apenas cinco competidores, once menos que hace dos años en Moscú-2013, y sin opciones claras de pelear por una medalla.

Hace dos años en Moscú-2013, el bronce de Luis Rivera en el salto largo salvó el honor mexicano, pero el sonorense no ha conseguido volver al nivel de entonces y apenas terminó noveno en los Juegos Panamericanos del pasado mes en Toronto.

Rivera llegaba a Moscú hace dos años en cabeza del ránking anual de marcas y como uno de los favoritos a las medallas, algo que no ocurre en este 2015 con ninguno de los mexicanos mundialistas, que llegan con marcas lejos de las mejores de la temporada.

Una vez más, la marcha volverá a ser la prueba con más presencia mexicana. La disciplina que ha dado más alegrías al país azteca en su historia tendrá en esta ocasión a tres competidores en los 20 kilómetros masculinos y una en los femeninos.

Eder Sánchez, Horacio Nava, Julio César Salazar y Alejandra Ortega representarán al país en esa prueba. De todos ellos, Salazar es el mejor situado en la clasificación de marcas de lo que va de año, con apenas un 44º lugar.

En el 51º puesto del ránking del año está Eder Sánchez, que regresa a un Mundial deatletismo cuatro años después de la edición de Daegu-2011 y tras perderse la de Moscú-2013. En los tres últimos años ha vivido un calvario, con una sucesión de problemas físicos y la muerte de su padre y entrenador, Víctor Sánchez.

A él le dedicó su sexto puesto y diploma olímpico en los Juegos de Londres-2012, su última gran cita.

Anteriormente su gran éxito había sido el bronce en los 20 kilómetros del Mundial de Berlín, que le colocó como grandísima esperanza de la marcha mexicana para resurgir, aunque su carrera no tuvo la progresión esperada.

En Pekín-2015 intentará demostrar que, superadas las lesiones y con la madurez de sus 29 años, puede recuperar su buen nivel.

- Campeona panamericana -

La única competidora mexicana fuera de la marcha será Brenda Flores, que participará en los 10.000 metros planos, donde fue oro en los Panamericanos de Toronto, donde también se colgó la plata en los 5.000. Ahora, contra las africanas, sus opciones se reducen considerablemente.

A última hora se cayó de la selección mexicana Juan Luis Barrios, que tenía marca para los 5.000 metros, donde fue plata panamericana el pasado mes. Finalmente optó por renunciar a Pekín-2015 por su deseo de enfocar sus objetivos directamente en los Juegos de Rio del próximo año.

Tampoco estará en el Mundial la marchista Guadalupe González, oro panamericano, que renunció a Pekín por una lesión en la pierna izquierda y para no arriesgar, también pensando en los Juegos de Rio del próximo año.

México ha conseguido trece medallas en Mundiales, siete de ellas en marcha, una en maratón (Dionicio Cerón, plata en Gotemburgo-1995), otra en el salto largo con el bronce de Luis Rivera en Moscú-2013 y cuatro en 400 metros, primero un bronce de Alejandro Cárdenas en Sevilla-1999 y luego tres para Ana Guevara, oro en París-2003 y bronce en Edmonton-2001 y Helsinki-2005.

En la marcha, dos de las medallas fueron de oro, las de Ernesto Canto y Daniel García en los 20 kilómetros de Helsinki-1983 y Atenas-1997.