Luis Rivera volverá a la actividad

El atleta mexicano se encuentra completamnete recuperado y competirá el próximo 16 de abril en los Relevos Mount Sac en California

Luis Rivera
Luis Rivera (Especial )

CIUDAD DE MÉXICO

Luego de superar una lesón en la rodilla que lo alejó de las pistas en agosto pasado, Luis Rivera volverá a la actividad este 16 de febrero, al participar en los Relevos de Mount Sac en California.

“Ha sido un proceso muy largo, una lesión de más de medio año siempre desorienta, pero muy contento de por fin regresar a la actividad, estoy muy agradecido con todas las personas que me han ayudado a superar esto, tanto en lo físico como en lo emocional, en una semana volvemos a la fosa y al carril y simplemente estoy muy contento”.

La reunión anual de pista y campo a realizarse en el histórico Estadio Hilmer Lodge, en Walnut, California, además marcará el inicio de su programa de competencias en la actual temporada, a la que afirma, llegará física y mentalmente en forma.

Sin apuntar cuáles serían las posibles marcas que podría dejar en la arena en este 2015, para el deportista sonorense lo más importante en este primer compromiso será disfrutar cada salto y comenzar a retomar el nivel que lo llevó a conseguir podios mundiales y ser referente del salto largo en años anteriores.

“Quiero disfrutar cada salto que dé, cada competencia, no sé cuanto vaya a saltar, no tengo una mínima idea, espero saltar 7.50 u 8 metros, lo más importante y el objetivo en California será competir y terminar la prueba, poder hacer cuatro o cinco saltos y no volver a sentir la molestia en la rodilla”.

Asimismo, Rivera Morales, quien viajará el próximo miércoles a territorio norteamericano, indicó que las constantes evaluaciones, terapias y rehabilitaciones de fortalecimiento a las que se ha sometido después de la cirugía para corregir la lesión que se presentó en el Campeonato Iberoamericano de Atletismo en Sao Paulo, Brasil, le han ganado metros a las dolencias.

“La rodilla está mucho mejor, ahorita esta lista a un 95 por ciento, a veces existen pequeños dolores pero son normales y se deben en gran medida a la larga trayectoria de saltos, pero mientras sea un dolor tolerable yo estoy listo para saltar, sé que con un tape y calentamiento adecuado no debe de pasar a mayores”.

Fiel a su costumbre y con la mentalidad triunfadora que lo ha caracterizado desde sus inicios, el saltador originario de Agua Prieta dijo que el 2015 será un año de alta relevancia en su carrera con tres retos fundamentales en competencias al aire libre como lo serán los Juegos Panamericanos en Toronto, Canadá; la Universiada Mundial en Gwangju, Corea del Sur , así como el Campeonato Mundial de Atletismo, en Beijing, China.

“Por mi saltaría en todos lados, siempre que me pongo la camisa de México y puedo saltar es algo que disfruto mucho; aún no sabemos bien las posibilidades que existan de acudir a la Universiada Mundial por lo pegado que está a Juegos Panamericanos, hay que ver cuál es la decisión de las autoridades de cuáles serán los equipos para cada evento, pero estoy enfocado a dar mi mejor esfuerzo para dar una muy buena marca y estar en ambos”.

Pese a que se perderá la etapa Nacional de Universiada, por no cumplir con el selectivo regional debido a la lesión, desea que las fechas en relación a los Juegos Panamericanos le permitan estar en la edición del orbe en Corea del Sur del 5 al 9 de julio y así llegar como campeón defensor en busca de revalidar el título conseguido en 2013, ya que sería una sensación muy interesante que le gustaría experiementar.

“Me motiva e ilusiona volver a un evento mundial como campeón defensor, con el gran objetivo y responsabilidad de no sólo ir por una medalla, esta ocasión sería conservar un título, esa oportunidad no cualquiera la tiene, por lo que hay que aprovecharla; siempre he dicho que la Universiada Mundial es el evento más parecido a los Juegos Olímpicos, además del nivel, por lo que representa en los deportistas la organización, comedor, villas e inauguración, la envuelve un ambiente muy agradable”.

A la par, el deportista de 27 años de edad y quien se perfila como una de las principales cartas de México para conseguir presea en la justa panamericana a realizarse del 10 al 26 de julio, manifestó que será fundamental su participación, ya que forma parte de su proceso clasificatorio y aspiraciones de llegar a los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, en 2016.

“Tengo entendido que hay como seis u ocho días de separación entre Panamericanos y Universiada, considero que es un periodo aceptable para poder estar en los dos, no me afectaría tanto en mi desempeño, pero habrá que esperar a ver que decide CONADE y CONDDE”.

Pese a los momentos complicados que ha pasado, el medallista de bronce mundial asegura que en todo momento se mantuvo optimista y entregándose en los entrenamientos bajo las indicaciones de su entrenador, Francisco Olivares, con la firme idea de encontrar picos de alta forma deportiva que lo regresen a los reflectores mundiales y de esta manera superar en los próximos dos años lo hecho con anterioridad.

“Voy a entregarlo todo, mi físico y mis emociones en la pista, en cada entrenamiento me estoy esforzando, le dedico al entrenamiento ocho horas diarias incluyendo las terapias, primero buscando poner en alto el nombre del país y del atletismo mexicano, quisiera prometer medallas pero hay muchos factores que a veces no nos dejan cumplir ese objetivo, pero me voy a morir en la raya tratando de conseguir medallas”, finalizó.