Con metas distintas

Luis Rivera y Marisol Romero vuelven a las competencias internacionales este fin de semana, después de estar inactivos por diferentes circunstancias

Marisol Romero y Luis Rivera
Marisol Romero y Luis Rivera (Mexsport )

CIUDAD DE MÉXICO

Luis Rivera y Marisol Romero viajaron a California donde enfrentarán el primer evento internacional de la temporada para el atletismo mexicano, los relevos Mount Sac, aunque este certamen tiene objetivos diferentes para cada uno de los atletas en su regreso al ciclo olímpico.

Para Rivera significa saber si está listo para continuar con la temporada o si es necesario volver a parar y seguirse recuperando, y para Romero es volver a las competencias internacionales, después de haber puesto pausa a su ciclo olímpico por maternidad.

El sonorense ha estado inactivo ocho meses tras haber participado en el Campeonato Iberoamericano de Sao Paulo, Brasil, donde ganó la medalla de oro y a la vez sufrió una lesión en la rodilla derecha que lo obligó a dejar las competencias.

"Al cien por ciento sé que no voya estar en este evento, porque es el comienzo de temporada y no he saltado con carrera completa, por lo tanto, este certamen es para un antes y después; es decir, ver si le meto la segunda velocidad o nos quedamos un rato más en recuperación. En dado caso de que se resienta mi rodillae speraré un poco e iniciaríamos temporada en junio, pero ahora la idea es competir para saber la respuesta. Así, que voy a Mount Sac para ver cómo se comporta la rodilla, exigiéndole un nivel competitivo intenso y voy a saltar con todo", declaró Rivera, quien competirá el sábado.

Por su parte, la mexiquense vuelve con la intención de buscar en California la marca necesaria para asegurar su calificación a los Juegos Panamericanos en la prueba de 5 mil metros.

"Estoy contenta y motivada, porque estoy en otra etapa de mi vida y carrera deportiva y es un nuevo comienzo para mí. Espero entrar a la meta de Mount Sac por debajo de los 16 minutos en los cinco mil metros, para así dar la marca a Toronto; y en el certamen del Payton Jordan Invitational, en Stanford, la de 10 mil, donde tengo que quedar por debajo de 32:40 minutos", mencionó la fondista, quien es la actual campeona panamericana en ambas pruebas.

Rivera aún mantiene el recuerdo de su última competencia, el Iberoamericano, pero lo más presente en su mente es la lesión que lo mantuvo sin actividad competitiva varios meses.

"De momento recuerdo más lalesión, el oro fue solo un instantede felicidad, pero la molestia en la rodilla me estuvo rondando la cabeza durante mucho tiempo, ya ahorita en lo que pienso es en disfrutar esta nueva experiencia y de la oportunidad de viajar con la selección y de saltar", indicó el atleta.

El medallista mundial en Moscú 2013 no descarta la posibilidad de conseguir la marca que le dé el boleto a la edición de Pekín en este año.

"En Mount Sac siempre me ha gustado mucho competir, ya que he logrado buenas marcas, ahí fue donde clasifiqué a Juegos Olímpicos de Londres 2012, así que el hecho de regresar a este escenario me trae buenos recuerdos. Ahora es un poco distinto, porque abriré temporada y de paso podría buscar la marca al Mundial que es de 8.10 metros, aunque lo que más me importa es sentirme bien", indicó.

Marisol Romero cree que ya está en ritmo para cumplir con sus objetivos al continuar con sus entrenamientos, aunque el Campeonato Mundial podría quedar fuera de sus planes.

"Tengo el tiempo suficiente para conseguir las marcas e ir a los Panamericanos, se acomodó el calendario para mí y es el mejor momento en el que he estado en el año, voy a llegar en dos meses a mi máximo nivel. Sin embargo, el Mundial si está en duda que pueda ir, porque ya se requiere una marca más rápida que en los Panamericanos, por lo que después preferiría enfocarme en dar el tiempo para los Olímpicos en la prueba de 10 mil metros o en la del maratón y tendré tiempo para intentar conseguirlo", señaló Romero.