Indeporte quiere impedir más fugas de atletas

El organismo del deporte de la Ciudad de México busca con el proyecto de becas, evitar que otros estados se lleven a sus mejores talentos deportivos

Brenda Flores
Brenda Flores (Mexsport)

CIUDAD DE MÉXICO

Sin estímulos económicos, es preferible representar a un estado que sí los apoya.

La Ciudad de México ha sufrido por muchos años el robo y la fuga de talentos deportivos al no contar con un premio para los atletas, quienes tentados por ese tipo apoyo en otras entidades emigraban sin pensarlo, a cambio de representarlos en las competencias, situación que se ha visto reflejada en los resultados de Olimpiada Nacional cuando un lugar festeja el logro de su deportista, a pesar que no fue formado ahí.

"Nos afectaba muchísimo esta fuga de talentos, un dato es que cuando tomamos el mando realizamos un análisis con las Asociaciones Deportivas y encontramos que más del 35 por ciento de los atletas que nacieron, viven y entrenan en la Ciudad de México estaban compitiendo por otros estados; es decir, que si tenemos más de 1,500 atletas, estamos hablando que 600 atletas competían por otras entidades y utilizaban las instalaciones en el Distrito Federal", declaró Horacio De la Vega, director del Indeporte de la capital. 

Por lo tanto, las autoridades del gobierno y deportivas en la Ciudad de México tomaron acciones para contrarrestar esta problemática a través del proyecto Podium CDMX, con el cual otorgarán becas a los deportistas destacados.

Dicho programa está dividido en tres categorías: élite, el cual contará con un estímulo de 10 mil pesos mensuales; alto rendimiento, con cinco mil, y talentos deportivos con dos mil pesos.

“Este programa, que incluye a los deportistas convencionales y paralímpicos, además de entrenadores, lo vamos a incorporar en un deicomiso para que se pueda garantizar que los recursos lleguen directamente a los atletas y que tengamos la facultad de hacer inversiones, tanto públicas como privadas, y apoyar a más deportistas”, señaló.

“Históricamente en la Ciudad de México no había existido un programa de alto rendimiento, es la primera vez que se hace y una de las razones principales por la cual no se llevaba a cabo era la falta de presupuesto”, explicó De la Vega.

Ha habido casos de atletas reconocidos que se han visto tentados para representar a otro  estado, uno de ellos fue el ex taekwondoín Idulio Islas, quien después de haberse formado y dado a conocer en la Olimpiada Nacional con el Distrito Federal, por falta de apoyo aceptó ser deportista de San Luis Potosí y después de Morelos.

“Una de las razones por las cuales los atletas se iban a otros estados después de terminar la Olimpiada Nacional o incluso antes, era porque no se les apoyaba y lo que ahora estamos haciendo es que hay un pequeño estímulo adicional al que típicamente estos deportistas ya reciben, por parte de Conade, ya que muchos están en CIMA (Compromiso Integral de México con sus Atletas)”, contó De la Vega.

“Lo que está ocurriendo es que los atletas de alto rendimiento están regresando y lo que queremos hacer es que los atletas de la Ciudad de México puedan competir por esta entidad; realmente estos deportistas que están en otros estados ya preguntan por las cifras para regresar y está bien, ya que era lo que buscábamos”, agregó.

Incluso De la Vega indicó que a su llegada al cargo como director del deporte de la Ciudad de México lo primero que buscó fue dar un mayor estímulo a los participantes en la Olimpiada Nacional cada año.

“Cuando llegamos en 2013 las becas que existían eran de un monto muy pobre y que solo se pagaba cinco meses al año, hicimos un comparativo con lo que daban los estados que mejor les ha ido en el tema de alto rendimiento como son Jalisco, Estado de México, Baja California y Nuevo León, por lo tanto nos propusimos que debíamos equiparar esos niveles de apoyo y de esa manera suplicamos que el premio fuera en 10 meses y con ello provocamos que los deportistas ya no se fugaran, porque ya les estábamos pagando con lo mismo que les ofrecían otras entidades”, mencionó.