Estados Unidos derrotó a Rusia en hockey de Sochi 2014

Vladimir Putin presenció la caída en hielo, en la fase de grupos, de sus compatriotas, duelo cardiaco que se definió en penales

SOCHI, Rusia

Estados Unidos venció a Rusia en un vibrante duelo por la fase de grupos del hockey sobre hielo de los Juegos Olímpicos de Sochi.

Frente a la mirada del presidente ruso, Vladimir Putin, y del titular del Comité Olímpico Internacional (COI), el alemán Thomas Bach, los estadunidenses enmudecieron a los locales al ganar tras una larguísima definición en los penales.

El partido, jugado en un estadio Bolshoy sin ningún asiento libre, terminó 2-2 tras el tiempo regular y los cinco minutos de alargue.

El capitán Pavel Datsyuk anotó dos tantos para los rusos a los 30 y 53 minutos, pero Cam Fowler (37') y Joe Pavelski (50') mantuvieron a Estados Unidos en juego y forzaron la definición.

La paridad se mantuvo en los penales y la resolución recién llegó gracias a un festejado tanto de TJ Oshie.

Estados Unidos, que en la primera jornada venció 7-1 a Eslovaquia, lidera el Grupo A con cinco puntos y está a un paso de los cuartos de final. Rusia lo sigue con cuatro después de derrotar 5-2 a Eslovenia en el debut.

El oro en hockey sobre hielo, el deporte más seguido en Rusia, es el más esperado por los anfitriones de los Juegos de invierno.

Tampoco las mujeres pudieron dar una alegría a Rusia en el hockey, ya que tras caer 2-0 ante Suiza quedaron fuera de las semifinales y de la lucha por las medallas.

LA JORNADA CONTINÚA EN SOCHI

En el esquí alpino, Anna Fenninger dio la sorpresa en el supergigante y conquistó su primera medalla de oro olímpica. La austríaca completó los 2,1 kilómetros de bajada en la colina de Rosa Khutor en 1:25,52 minutos y encadenó el tercer triunfo consecutivo de su país en esa prueba olímpica.

La alemana Maria Höfl-Riesch, campeona de la supercombinada, fue plata a 0,55 segundos, mientras que el bronce fue para la austríaca Nicole Hosp a 66 centésimas de la ganadora.

En el esquí de fondo, Suecia vivió una jornada histórica al conquistar por primera vez en 54 años el oro olímpico en una prueba de relevos femeninos. Charlotte Kalla lideró el triunfo de las escandinavas en la carrera de 4x5 kilómetros con una espectacular actuación en el último relevo. Finlandia y Alemania, medallista en las últimas tres ediciones de la prueba, completaron el podio.

La mayoría de los metales, sin embargo, no provinieron de los deportes de nieve, sino del patinaje de velocidad.

Zbigniew Brodka dio a Polonia su tercer oro en Sochi al imponerse en una ajustada definición en los mil 500 metros. El patinador hizo un tiempo de 1:45,006 minutos en la final y superó al holandés Koen Verweij por apenas tres milésimas. El canadiense Denny Morrison (1:45,22) se quedó con la medalla de bronce y privó del podio al ruso Denis Yuskov.

En la prueba femenina de los mil 500 metros, la china Zhou Yang celebró su segundo oro olímpico consecutivo. Zhou, de 22 años repitió el título celebrado hace cuatro años en Vancouver, donde también ganó el oro en los 3 mil metros relevos.

La plata fue para la surcoreana Shim Suk Hee y el bronce para la italiana Arianna Fontana, que quedó segunda el jueves en 500 metros.

Rusia celebró un 1-2 en la final de los mil metros del patinaje de velocidad en pista corta gracias a Viktor Ahn y Vladimir Grigorev. El holandés Sjuinkie Knegt ganó el bronce en el estadio "Iceberg".

Ahn suma ya cuatro oros olímpicos, aunque los otros tres los ganó para Corea del Sur con el nombre de Ahn Hyun-Soo en Turín 2006.

Los locales celebraron sobre el cierre de la jornada su primera medalla olímpica en el skeleton gracias al oro de Alexander Tretiakov.

Bronce en Vancouver 2010, Tretiakov llegó a la meta con un tiempo de 3:44,29 segundos después de cuatro rondas. El letón Martins Dukurs, campeón del mundo en 2011 y 2012, logró la plata, mientras que el bronce fue para el estadunidense Matthew Antonie.

Disputadas ya 50 de las 98 finales en Sochi, Alemania lidera el medallero con siete oros, seguido por Suiza con cinco y Rusia, Canadá, Holanda, Estados Unidos y Noruega, todos con cuatro.

El conjunto anfitrión superó ya su modesta actuación en Vancouver 2010, aunque aún deberá remontar para cumplir el anhelo de Putin de liderar el medallero el día 23 de febrero.