Spieth celebra la semana "más increíble" de su vida

El estadounidense Jordan Spieth confesó hoy que apenas pudo dormir, lo que no le impidió convertirse en el segundo jugador más joven en ser campeón del mítico Masters de Augusta de golf

Jordan Spieth celebra su título en Augusta
Jordan Spieth celebra su título en Augusta (Reuters)

AUGUSTA, Estados Unidos

"Ha sido muy tenso, pensaba que iba a ser más fácil que ayer, pero no, apenas pude dormir esta noche", dijo Spieth, que con 21 años y ocho meses es el segundo campeón más joven y que igualó con 18 golpes bajo el par el mejor resultado de la historia del primer "major" del año.

"Ha sido la semana más increíble de mi vida, es un sueño hecho realidad, lo más grande que se puede conseguir en nuestro deporte", dijo antes de recibir la chaqueta verde de campeón de manos de Bubba Watson, ganador el año pasado por delante de Spieth, que en su debut ya había sido segundo.

"Estoy aún un poco en shock", dijo el estadounidense, que sólo se dio cuenta del triunfo al abrazarse a su familia en el último hoyo.

"Quiero ser como Bubba y ganar dos Masters", dijo sobre sus metas futuras sentado junto a Watson. "Será un gran peso sobre mis hombros, pero me ilusiona defender el título el proximo año, espero estar listo", agregó.