Briseida Acosta quiere los Olímpicos

La taekwondoín mexicana comenzó a demostrar en 2013 que sus resultados ya no son para ser una suplente en unos Juegos, sino que ahora le alcanzan para ser titular en esa justa.

México

En enero, la mexicana Briseida Acosta cumplió 13 años practicando el taekwondo y en su carrera deportiva ha tenido gratos momentos como juvenil; sin embargo, ya en la etapa como adulto le costó trabajo adaptarse y dar medallas en competencias de mayor trascendencia.

Como juvenil, la sinaloense tiene triunfos importantes como el oro en el Campeonato Panamericano en San Salvador 2009 y la plata en los primeros Juegos Olímpicos de la Juventud realizados en Singapur en 2010.

Ya en la categoría de adultos fue hasta el año pasado cuando Briseida dio ese impulso en su carrera después de haber ganado la plata en el Mundial de Puebla y con ello terminar la sequía de preseas que tenía una mexicana en esa justa internacional, ya que desde 2007 con el oro de María Espinoza no se había logrado otra.

Al cierre de 2013, Acosta remató con otra medalla de bronce en el primer Grand Prix que se realizó en Manchester, Inglaterra, y a principios de año, la deportista inició con el pie derecho la temporada luego de una medalla de oro en el Abierto de Canadá y una de plata en el de Estados Unidos.

La sinaloense busca en este ciclo olímpico llegar a los Juegos de Río de Janeiro 2016 y hacerlo como la titular, ya que para la pasada justa olímpica en Londres 2012 fue la suplente de María Espinoza.

Acosta es consciente de que el camino para lograrlo no es nada fácil, tras la intensa actividad internacional que hay para este deporte y después de los procesos internos que hay en el país.

¿Sientes que es tu mejor inicio de temporada desde que saltaste a la categoría mayor?

Todo el proceso juvenil que he llevado ha sido para bien, a veces no me iba bien como quería cuando inicié en la etapa de adultos y son experiencias que tienes que pasar para ver los errores que estás haciendo, ya que cuando ganas crees que todo lo estás haciendo bien, pero cuando pierdes se aprende más. Me sentí muy bien porque los torneos de Canadá y Estados Unidos fueron de aprendizaje y de fogueo, pero ahora hay que seguir la preparación para los grandes eventos como el Grand Prix, al parecer viene un campamento en Corea y otros torneos más para sumar en la clasificación mundial y, sobre todo, seguir preparándonos para corregir varios errores que tengo.

¿Qué tan difícil es clasificar a los Juegos Olímpicos para un taekwondoín mexicano?

El camino no es nada fácil, ya que tienes que pasar por muchos procesos internos y externos. Además, luchar contra ti mismo, porque a veces los entrenamientos y los resultados en las competencias no salen como tú quieres y debes seguir mentalizado en que las cosas pueden salir en algún momento. También debes saber manejar al rival que está enfrente y prepararte mentalmente, ya que cuando enfrentas a un rival de renombre no te debe importar su historial, sino vencerlo, entonces el camino hacia unos Olímpicos es difícil, pero nada es imposible y el trabajo es lo que lo marca todo el rumbo.

¿Sientes que puede ser el ciclo en el que te puedes consolidar yendo a Río de Janeiro dentro de dos años?

Estoy trabajando para eso y ese es el objetivo, llegar a los Olímpicos, ya que nadie se quedaría conforme con trabajar tanto tiempo, durante cuatro años, sin llegar a esa justa, esperemos que sea mi ciclo, poder estar ahí y por qué no, en el podio cantando el himno nacional. Todo lo que vale la pena es difícil, depende mucho de las ganas que uno tenga y de la concentración y el hambre con la que uno busque ese lugar para los Juegos Olímpicos y, sobre todo, hay que disfrutar el momento de las competencias y del entrenamiento porque si no, no tiene caso.

Tras los cambios para clasificar a Olímpicos, ¿ahora ya puedes enfocarte en ir en busca de ese pase como titular y no como suplente?

El ciclo anterior fue para mí de aprendizaje y el hecho de haber sido suplente para unos Juegos Olímpicos significó mucho, ya que aún estaba en mi etapa como juvenil, pero ahora ya quiero la titularidad en el peso de más de 73 kilogramos y voy a seguir luchando para quedarme con ella. Es bueno que se hayan dado los cambios en el taekwondo, porque antes solo se permitía ir a cuatro atletas por país y México es una nación de nivel en el taekwondo y muchos nos quedábamos fuera de las posibilidades de estar compitiendo en una justa olímpica. Esperemos estar entre los ocho taekwondoínes que se permiten en los Olímpicos.

El dato

 En Londres 2012, Briseida Acosta fue suplente de María del Rosario Espinoza en la categoría de más de 73 kilos.